Seleccionar página
La edad de oro y paz global avanza

La edad de oro y paz global avanza

Gesara, la edad de oro y paz global avanza. No podía ser de otra manera.
Es el plan divino. Es el plan de Dios.

El plan de liberación de la Humanidad está más cerca cada día. El trabajo de mapear todas las cuentas bancarias se ha realizado hace tiempo. También la detección de todas las industrias que hacen daño al planeta y a los seres humanos. El sistema de devolución de la riqueza será cuántico y ya está en funcionamiento.

Todos tendremos abundancia. Siente el viaje de tu alma. Sabrás que es verdad.

La distribución de la riqueza del planeta entre todos los seres humanos no será equitativa. Entonces, los que durante siglos y milenios han robado a sus hermanos entrarían en similar reparto. Y eso no está previsto. Algunos se quedarán fuera. Todo se está haciendo de una manera reflexiva y silenciosa. No habrá más guerras. Las armas se han inhabilitado. No os preocupéis.

Sólo hay que confiar. Cada uno recibirá lo que le conviene, según su recorrido. No podemos dar fechas. Las naciones recibirán lo que les corresponde para que puedan levantarse, para que puedan tomar un nuevo rumbo sus economías.

No se trata de que los países reciban dinero para alivio de su deuda. No. NO es sólo eso. Antes, habrá que hacer limpieza. Todas las empresas que perjudican al planeta serán destruidas. Cada país podrá mantenerse según lo que produzca, según su flujo financiero.

El proceso es lento. Por eso no se dan fechas. Hay muchas variables en juego. La implementación está en curso. Todos los países están involucrados, pero no todos los gobernantes están aceptando. Esta situación ralentiza el proceso. Pero, no lo detendrá. Aún no entiendes cómo sucederá todo. Ahora mismo sólo tienes que confiar. No haríamos tal proyecto de igualación de la riqueza del planeta para dejarlo en manos de cualquiera. Recibirán todos los que lo merecen.

El mundo seguirá girando. El planeta seguirá produciendo. Pero, ya no habrá nada que dañe al planeta ni a los cuerpos humanos. Surgirán nuevas industrias, sostenibles, para el bien de la Humanidad. Todos tendrán un trabajo en lo que saben hacer. El trabajo será un placer. Será un mundo nuevo. NO cabe rebelión. Todo se hará con mucho amor.

Mantén el equilibrio como si Gesara estuviera aquí ya y verás mucho antes su advenimiento.

Aún queda mucho por acontecer. No estés atento a los medios de manipulación. Ellos quieren retrasar Gesara. Busque fuentes confiables. Hay mucha información disponible. No desesperes.

La luz violeta de la transmutación actuará intensamente transmutando todo lo que no conviene en amor y luz. Todos tendrán la luz violeta en sus cuerpos para ayudarles a transitar. Tienes que acostumbrarte a vivir en un nuevo entorno, en un nuevo paradigma,  donde cada día podrás decir “todos somos uno”.

Fuentes de información:

https://www.youtube.com/channel/UCwjl3ofAQgIx2ItSIZdW9sA

https://www.youtube.com/channel/UC-QWkLy7M7RY5O6etDcuszA

Universo Gesara agradece a los canales Mac111 y Legends21 la valiosa y prolífica información que publican a diario.

David Icke en Oxford

David Icke en Oxford

David Icke es una luciérnaga fulgurante, maravillosa, hermosa; valiente como pocas en este instante cósmico tan necesitado de héroes. Trabaja especialmente para aportar luz en el espacio anglosajón desde hace tres décadas, aunque su brillo ha alcanzado toda la Tierra. De él se han burlado, ridiculizando y menospreciando sus teorías. En otra fases, lo han ocultado, amenazado y atacado. Pero, como junco ante el viento, resiste y resurge tras cada tormenta.

Icke había anunciado el evento 2020 hace 20 años. Por eso es tan interesante repasar esta conferencia que impartió en la universidad de Oxford en 2008 y de la que Universo Gesara te ofrece un extracto. Porque, si aún no has comprendido qué está pasando en el mundo, este ex jugador de fútbol, ex presentador de televisión y actual divulgador del conocimiento verdadero te lo explica con todo lujo de detalles.

«Yo no quiero haceros creer en nada. Sólo quiero contaros una historia»

Hay una manera diferente de ver lo que llamamos vida. Y que se aleja cada vez más de lo que te muestran los medios oficiales y masivos de manipulación y control mental.

La sociedad que reflejan los medios se parece cada vez más al mundo feliz de Orwell. El mundo que quieren hacerte ver está lleno de gente que constantemente dice a los otros qué deben pensar, saber, conocer. Ese mundo parece complejo. No entendemos cómo encajan las piezas del puzzle. Porque los medios te cuentan la historia segregada.

«Sin embargo, unir las piezas del puzzle y atar cabos es crucial»

Aunque formes parte de una minoría de uno, la verdad sigue siendo la verdad. La verdad no es lo que crees. La verdad simplemente es. Se contiene a sí misma. Una historia no se convierte en verdad aunque la crea todo el mundo.

«Quiénes somos. Qué hacemos aquí. Quién controla el mundo. Para qué fines»

Los grandes eventos mundiales cambian a la sociedad y nos mueven en ciertas direcciones. Y eso no ocurre por casualidad. Todo sigue un plan. Todo está calculado. Todo es tan obvio.

Se suceden acontecimientos que parecen un error, pero que conducen visiblemente a la entrega del poder de la gente a una élite que, si te fijas, es la misma que ha provocado esos acontecimientos.

Los medios de manipulación nos muestran una película en la que, aparentemente, te ofrecen libertad, para elegir un presidente de gobierno, un trabajo, unos estudios, una religión. Pero, en realidad, sólo hay una fuerza por detrás de todas las opciones.

«La forma más grande de control/dictadura es la prisión sin barrotes.

Nunca nadie se revelará contra lo que la esclaviza porque no cree que exista.

La gente permanecerá allí por siempre, sin hacer nada, porque no sabe que está encarcelada».

David Icke

Una de las maneras de ejercer esta dictadura es tener siempre dos opciones a la vista de la gente. Por ejemplo, dos fuerzas políticas que hacen creer a la gente que tienen libertad para designar a quién les gobierna en elecciones libres.

Para el que controla desde arriba es igual quién gobierna. Maneja a ambos lados. Esta es la gran estafa de la democracia. El gran poder introduce su agenda de más control y centralización gobierne quien gobierne.

Otra forma de manipular es crear el caos en un partido, da igual el que sea. Al final, la gente elige lo que cree menos malo, ni siquiera porque lo crea bueno. Así se urde el fraude democrático una y otra vez. No importa a quién votes, el gobierno real siempre estará en el poder. Y ese no tiene colores. Siempre está contra ti.

Esto ha sido posible porque hemos permitido a ese poder real que convierta a los seres humanos en un rebaño de ovejas no pensantes.  Hemos sido manipulados para actuar de esa manera. Y cooperando con todo esto, permitimos que unos pocos aleccionen a las masas.

El periodismo es un brazo ejecutor de este adoctrinamiento. La élite dirigente crea a través de ellos una versión oficial que nadie se atreve a cuestionar, porque será calificado de conspiranóico. Responsabiliza de todo mal a un falso villano. Provoca que la gente entre en pánico. Y, finalmente, ofrece la solución a la que quería llevarte desde el principio. Pero, si la hubiera impuesto directamente, la masa se habría resistido. Tras generarle el problema que la conduce al pánico y al caos, es el pueblo desnortado, la masa desorientada la que demanda la solución inducida indirectamente desde arriba.

Si echamos un vistazo a los grandes acontecimientos que nos han contado como historia contemporánea: el 11S, las guerras mundiales y tantos otros eventos de falsa bandera a lo largo del último siglo; el método ha sido el mismo: problema-reacción-solución.

«El poder oculto que quiere llevarte a una solución te crea el problema para generar en ti la reacción»

Por ejemplo, creas y financias dos ideologías contrarias (comunismo y nazismo), las enfrentas en una guerra y, al final, la gente está tan cansada y en tal estado de desesperación que aceptará lo que le ofrezcas. Ese poder financia siempre ambos lados de la guerra para llevarte al nuevo escenario mundial que ellos quieren. Siempre ha sido así. Así surgieron después de la segunda guerra mundial todas esas organizaciones internacionales que hoy nos han llevado a este estado orweliano en el que vivimos.

La gente siempre es empujada a conseguir los deseos de sus líderes. Sólo tienes que amedrentarla con un supuesto ataque e irá donde tú quieras. Activar el patriotismo es muy efectivo. Aunque la gente común no quiera la guerra, la llevarás a ella y creerán que están defendiendo su patria, su familia, su forma de vida.

¿Por qué querrá un pobre idiota granjero participar en una guerra donde nada tiene que ganar?, dijo alguna vez alguno de los portavoces de esa élite que lleva a los pueblos a luchas fraticidas.

«El que moldea la opinión pública tiene el control»

Abraham Lincoln

 

Es todo un juego mental. La propaganda tiene que ser asumida por la gente hasta el punto de dejarse llevar al infierno. Con esta técnica, la élite avanza lentamente, poco a poco, casi de puntillas sin que el pueblo advierta nada extraño. La masa sumisa se deja llevar, confía en su gobierno, el que cree que eligió libremente porque representaría mejor sus intereses, actuaría en su favor y defendería su bienestar.

Hoy en día ni siquiera existe un enemigo real, los enemigos son inventados. Posiblemente, siempre haya sido así. Desde el 11 S estamos en el spring hacia el totalitarismo, objetivo final de la élite. La globalización es la cara pública de esta agenda totalitaria. Centralizar el poder a un nivel global en cada área de nuestras vidas.

Ahora nos hacen creer que más arriba de los gobiernos existe un poder mayor: el que representan las corporaciones transnacionales. Pero, esa es una pantalla más. Más arriba de las transnacionales, existe un nivel más alto de poder. Aquellas son el vehículo que lo lleva al fin pretendido.

«Siempre la misma fuerza dirige el espectáculo«

David Icke

La versión oficial del 11S es un insulto a la inteligencia. Aunque, si profundizamos un poco, todas las versiones oficiales lo son. Sin embargo, los medios machacan hasta el aburrimiento. De eso se trata, de incorporar esas versiones imposibles de digerir por una mente mínimamente lúcida al imaginario colectivo de forma que rebatirla o cuestionarla se convierta en traición a la Humanidad.

En realidad, la traición se comete al aceptar como argumento para iniciar una guerra una versión totalmente irracional. Son los gobiernos los traidores, sus medios de divulgación y todos los organismos, colectivos y personas que, no sólo aceptan, sino que cooperan para que no surja insurgencia.

«Esta es una guerra sin final de la élite contra la Humanidad«

A raíz del 11s y sucesivos eventos de falsa bandera se ha articulado el estado orweliano en base a leyes internacionales de obligado cumplimiento en todo el mundo y al control ciudadano.

El miedo es el arma

Además de expandir las versiones oficiales, los medios son los encargados de disparar el mayor arma de la élite para doblegar voluntades: el miedo. El miedo a un virus, a una pandemia, a una guerra nuclear; miedo a perder el trabajo, a no poder pagar la hipoteca, a la enfermedad, a la guerra, a la extinción del planeta, a la invasión de un supuesto enemigo. Miedo a todo.

Dejemos de cooperar con la creación de nuestra propia prisión. El primer paso a la libertad es reconocer que eres un esclavo, identificar los barrotes. A continuación, empieza a soñar en eliminar esos barrotes y ser libre. Cuando viene la transformación, abres tu mente, y rompes el hechizo. Ya no ves el mundo que te ofrecen las supuestas fuentes de información. Así podrás empezar a transformar tu realidad. Y, lo más importante, podrás llegar a la conclusión final:

El mundo físico no existe. Es una ilusión

Lo que existe ahí fuera es un campo de frecuencias que decodificamos en una especie de realidad holográfica que sólo existe en nuestras mentes. Funciona exactamente igual que una tv, que un ordenador, que una radio: campos energéticos y circuitos electrónicos, ondas de frecuencias infinitas.

Si alguien sabe que la realidad funciona de una determinada manera, pero el resto de la población no tiene ni idea, este conocimiento es un poder muy valioso para poder manipular la realidad desde el punto de vista de las masas ignorantes.

«La realidad es una ficción, pero una ficción persistente»

Albert Einstein

Nosotros mismos, en términos de consciencia, somos infinitos. Pero, como cuerpo físico, somos muy limitados. Estamos aprisionados en un cuerpo, la cárcel de los cinco sentidos. Todos somos consciencia infinita experimentándose a sí misma subjetivamente en un cuerpo físico. No existe tal cosa llamada muerte. La vida es sólo un sueño y nosotros somos la imaginación de nosotros mismos. Toda la materia es meramente energía condensada en una lenta vibración.

La clave para el control de las masas es la manipulación de la imaginación de lo que somos nosotros mismos, de cómo decodificamos la realidad.

«Si las puertas de la percepción estuvieran abiertas todo parecería lo que es: infinito.

Pero, a través de las lentes del cuerpo físico manipulado, parece que todo está desconectado y todo es finito».

Willian Blake

Nos obligan a ver el mundo como si fuéramos partículas separadas, en estado de división, conflicto, dualidad, competencia. Así desaparece la unidad y entras en estado de supervivencia. Somos Una sola conciencia que ha sido puesta en guerra contra si misma por la manipulación del divide y vencerás. Y demás estrategias de manipulación mental. Somos todos expresiones de los demás. Y los demás soy yo mismo.

Pero, la raza humana está programada bajo hipnosis de grupo. Está dormida. Y el mayor hipnotizador del planeta Tierra es la caja tv, que está continuamente contándonos la realidad que quiere la élite.

Cuando vemos el mundo sólo a través de los cinco sentidos entramos en una caja de limitación. Y cuando dejamos de conectar con los niveles más altos de nuestra conciencia sólo nos queda un lugar donde ir para averiguar quiénes somos: ahí afuera, el ámbito que controla la élite a través del sistema de educación, el ocio, la política, los medios. 

«Conócete a ti mismo»

¿Cuánta gente se ha parado a pensar en eso? ¿Quién soy? ¿Qué hago aquí?

No existe el tiempo. Estamos ahora mismo en una milésima extensión del espacio. Vivimos en el equivalente del internet holográfico. Somos emisores y receptores de información. Y si pueden controlar lo que recibes y emites, no tienes autonomía alguna. Por eso se nos bombardea continuamente con la división, en lugar de la unidad. Así acabamos atrapados en burbujas de conocimiento parcial en lugar de llegar a ser los seres libres, multidimensionales e infinitos que en realidad somos.

Para ello, no sólo se utiliza el miedo, sino muchos otros métodos que llenan nuestro cuerpo de venenos y toxinas que consumimos habitualmente en  comidas modificadas genéticamente y agua intoxicada. Productos como el aspartano y el flúor, supresores de las capacidades cerebrales y toxinas excitantes para desestabilizar  nuestra capacidad de pensar y discernir.

¿Qué es el cuerpo humano? Es un fenómeno electromagnético en las tres dimensiones.

¿Y qué hacemos con él? Lo llenamos y bombardeamos con influencias electromagnéticas que modifican su equilibrio y distorsionan su eficiencia para decodificar la realidad.

El objetivo es convertirnos en robots. Pero, no lo conseguirán. Somos consciencia infinita y su expansión individual y colectiva acabará con los planes de la élite.

«Tú debes ser el cambio que quieres en el mundo«

Gandhi

Actuemos según lo correcto, no según lo conveniente para mí. Este es el antídoto contra la división y el conflicto. La solución es simplemente una elección entre el miedo y el amor. Debemos amarnos los unos a los otros, y el resto vendrá sólo.

«La injusticia en cualquier lado es una amenaza a la justicia en todos partes»

Martin Luther King

Universo Gesara recomienda escuchar la conferencia íntegra en el siguiente enlace:

Libro recomendado: «Universo Holográfico», de Michael Talbot.

error: El contenido está protegido.