Seleccionar página
Los protocolos de los ancianos sabios de Sión

Los protocolos de los ancianos sabios de Sión

En los capítulos anteriores del documental «La caída del Cabal II«, vimos cómo el Cabal creó las guerras para desestabilizar países, dividir a la gente y tomar el control. En esta parte, Janet Ossebaard desentraña «Los Protocolos de los sabios de Sión«, un texto que describe el objetivo final: un nuevo orden mundial.

Los lectores de Universo Gesara conocen ya que el Cabal ha fracasado en este objetivo final. Rotundamente. No cabía otra opción. Y ustedes también saben por qué. Pero, los cabalistas han llegado muy lejos, repartiendo sufrimiento, miedo, violencia y muerte durante milenios hasta el último rincón del planeta. Seguir exponiendo en esta página su endiablado plan pretende, en primer lugar, dar a conocer la verdad oculta durante toda la era de Piscis. En segundo, contribuir al despertar que la era de Acuario nos regala.

Es la hora, hermanos. La pesadilla concluye. Por fin, empieza a amanecer. Abran los ojos al alba.

En opinión de Janet Ossebaard, los protocolos hallados oportunamente en Rusia en 1905 ilustran la deriva histórica de lo acontecido en la Tierra durante, al menos, los últimos 240 años.

Pincha en el siguiente enlace y descubrirás, o recordarás, el momento exacto en el que se produjo la fatídica conjunción de fuerzas.

Ossebaard descarta en este nuevo capítulo de La caída del Cabal, después de meses de investigación profunda, que Los protocolos de Sión” sean un engaño. Fueron ligeramente alterados, si. Abjudicados, tal vez, a quienes no eran sus auténticos autores para sembrar la semilla del antisemitismo. Pero, no son un engaño en cuanto a los planes que describen. La realidad histórica se ha encargado de ratificarlos.

En 24 protocolos, unos supuestos ancianos sabios relatan su perversa visión del mundo, el proceso para destruirlo y su objetivo final: establecer un único gobierno mundial en el que su rey de reyes sería coronado en el trono de Sión para gobernar el planeta para siempre, y más allá.

Algunas personas creen que los protocolos fueron copiados de un viejo libro del siglo XIX: “El diálogo en el infierno entre Maquiavelo y Montesquieu”, de Maurice Joly. Otros creen que fueron copiados de la obra “Maquiavelo, Montesquieu y Rouseau”, escrita por Jacob Venedey. Además, está la teoría de Agustín Barruel,  que cree que el original había sido escrito por corporaciones. Y, luego, está el caso de un juez que dictaminó que eran falsos. En cualquier caso, genuinos o no, “Los Protocolos de los Sabios de Sión” se hallaron en Rusia en 1905.

La conexión. El origen.

Adam Weishaupt, el discípulo jesuita fundador de la Orden de los Iluminados de Baviera, en 1776, elaboró un documento que daba una clara visión de los objetivos, convicciones y protocolos del Cabal. Rothschild entregó a Weishaupt la Carta de Constantinopla, un documento que los jázaros guardaban de sus antepasados, los antiguos reyes de Sumeria, y que llevaron consigo cuando huyeron de Rusia, en torno a 1080. La influyente familia acaparaba muchos documentos y protocolos originales en su poder que inspiraron o, directamente, fueron la fuente del texto hallado en Rusia a comienzos del siglo XX.

En ese documento, la palabra jázaro fue sustituida por judío. Y la palabra hazarianos por judíos. Así resultó el texto perfecto para crear el antisemitismo en la revolución rusa y en ambas guerras mundiales para convertir a los judíos en los chivos expiatorios. Todo lo que salió mal, todo lo que los jázaros de alto rango hicieron para suprimir a la gente, se les achacó a los judíos. Cuanto más se revisa este documento y la historia del siglo XX, más se descubre que los jázaros han utilizado a los judíos para que reciban la culpa de todo.

«Los protocolos son una descripción de todos los métodos que el Cabal utilizó a lo largo del último siglo para controlar, manipular, lavar el cerebro y dominar a los goyin, la gente común, los no jázaros».

Su desdén, su desprecio, es impactante

La masa es salvaje y despliega su salvajismo en cada oportunidad. En el momento en que la masa toma la libertad en sus manos, se convierte en anarquía, que es el máximo nivel de salvajismo.

Estamos interesados en matar a los goyin. Nuestro poder está en la escasez crónica de comida, la debilidad física del trabajador. Así le haremos esclavo de nuestra voluntad.

Movilizaremos a las turbas, por la necesidad, la envidia y el odio. Eliminaremos a todos los que nos obstaculicen.

«Los nobles son un rebaño de ovejas y nosotros somos sus lobos«

Si hemos sido capaces de llevarlos a tal grado de ceguera estúpida, tenemos garantizado nuestro éxito. El grado de subdesarrollo de sus mentes no tiene comparación con la nuestra.

«Los gobiernos son meras marionetas en sus cuerdas«

Reemplazaremos a sus presidentes por títeres, nuestros esclavos, por una caricatura de un gobierno, por un presidente arrebatado a la chusma. Organizaremos elecciones a favor de los presidentes que tengan en su pasado algún oscuro secreto no descubierto. Esto los convertirá en nuestros agentes de confianza para la realización de nuestros planes por miedo a ser descubiertos. Y por el deseo natural de todos los que han alcanzado el poder de mantener sus privilegios, ventajas, lujos, etc. Nos reservamos el derecho de proponer nuevas leyes o de modificar las existentes.

Los liberales y los masones son utilizados implacablemente

El papel jugado por los liberales soñadores utópicos se mantendrá hasta que nuestro gobierno sea reconocido. Hasta entonces, continuarán haciéndonos un buen servicio. Seguiremos dirigiendo sus mentes a todo tipo de teorías fantásticas, nuevas y progresistas. Hasta que lleguemos a nuestro reino, crearemos logias masónicas en todos los países, absorbiendo a todos los que son prominentes en la actividad pública. Estas logias son nuestra principal oficina de inteligencia y medios de influencia. Las pondremos bajo una administración central, sólo conocida por nosotros. Estará compuesta por nuestros sabios ancianos.

Las tramas políticas más secretas serán conocidas por nosotros y caerán en nuestras manos el mismo día de su concepción. Entre los miembros de estas logias estarán casi todos los agentes de la Policía Nacional e Internacional. Su servicio es insustituible para nosotros, como sus medidas con los insubordinados.

A la cabeza de un complot sólo estará alguno de nuestros servidores más leales. La clase de personas que entran de buen grado son, en su mayoría, gente de mente liviana, arribistas, que no serán difíciles de tratar y utilizar.

Los nobles entran en las logias por curiosidad, o para obtener algún bocado del pastel público o para obtener una audiencia pública. No os podéis imaginar hasta qué punto el más sabio de los nobles es llevado a un estado de inconsciencia e ingenuidad en su arrogancia. Cuán fácil es arrancarles el corazón con el más mínimo mal éxito. Tan sólo con el cese del aplauso que reciben se les podría someter. Estos tigres tienen en apariencia almas de ovejas. El viento sopla libremente por sus cabezas.

Ejecutamos a los masones de manera que nadie, excepto la hermandad, pueda sospechar. Ni siquiera las propias víctimas de nuestra sentencia de muerte. Todos mueren cuando se requiere, como si fuera de una enfermedad normal. Ni siquiera la hermandad se atreve a protestar. Con tales métodos hemos arrancado de la masonería la raíz misma de la protesta contra nosotros.

La prensa será su herramienta de oro para dirigir a la multitud. A través de ella, hemos ganado el poder de influir mientras permanecemos en las sombras. Ni un solo anuncio llegará al público sin nuestro control. Todas las noticias procederán de unas pocas agencias. Estas agencias serán nuestras. Darán publicidad sólo a lo que les dictemos. Todos nuestros periódicos serán de todos los colores posibles: Republicanos, Anárquicos, Monárquicos, revolucionarios. Los tontos que crean que repiten la opinión de su propio bando recibida a través de un periódico estará repitiendo nuestra opinión, la que nos interesa que repitan.

«El pueblo se distraerá con palabras vacías y promesas rotas«

Aumentaremos la tasa de los salarios, pero no le aportará ninguna ventaja a los trabajadores, porque, al mismo tiempo, aumentaremos los precios de los productos básicos necesarios alegando que es fruto del declive de la agricultura y la ganadería.

Hay otra razón por la que cerrarán los ojos porque seguiremos prometiéndoles que les devolveremos todos los derechos y libertades que les hemos quitado en cuanto hayamos aplastado a los enemigos de  la paz y domesticado a todas las partes.

Los distraeremos con diversiones, juegos, pasatiempos, pasiones, palacios del pueblo. A través de la prensa, propondremos competiciones en el arte, deportes, de todo tipo. Estas actividades mantendrán sus mentes distraídas.  

Todas las capas de la sociedad serán infiltradas. De nosotros procede el terror y todo lo que envuelve. Tenemos a nuestro servicios personas de todas las opiniones, doctrinas: monárquicos, restauradores, demagogos, comunistas, socialistas y soñadores utópicos. Los hemos encauzado a todos en la tarea de perforar los últimos restos de autoridad. Por esto, todos los estados están en la tortura y dispuestos a sacrificarlo todo por la paz y la tranquilidad. Pero no se las daremos hasta que no reconozcan nuestro super gobierno internacional y con sumisión total.

Tenemos nuestras manos en la administración de la ley, en la realización de las elecciones, en la prensa y en la libertad de la persona. Pero, principalmente, en la educación y la formación, como piedras angulares de una existencia libre.

Los administradores que elijamos entre el público, con estricta consideración de su capacidad de obediencia, no serán personas tensas en las artes del gobierno y, por tanto, se convertirán fácilmente en peones de nuestro juego.

En las manos de los hombres de aprendizaje y genio, que serán sus consejeros especialistas criados, y criados desde la primera infancia para gobernar los asuntos del mundo entero.

A nuestro alrededor habrá una constelación de banqueros, industriales, capitalistas y, lo principal, millonarios. Todo se resolverá por cuestión de cifras.

¿Quién sospechará que todas esas personas están puestas en escena por nosotros, siguiendo un plan político que nadie ha adivinado en el transcurso de tantos siglos?

La última amenaza

Podéis decir que los goyin se revolverán contra nosotros con las armas en la mano si descubren todo esto. Pero, en OCCIDENTE tenemos preparada una maniobra de terror tan espantosa que los corazones más robustos de acobardarán.

Existe una red de túneles y corredores subterráneos por todo el mundo. Las capitales serán lanzadas al aire con todas sus organizaciones y archivos.

Causarán caos

Hemos agitado toda forma de empresa. Hemos armado a todos los partidos. Hemos establecido la autoridad como un objetivo para cada ambición. De los estados hemos hecho arenas de gladiadores, donde se disputan muchos asuntos confusos. Un poco más, y los desórdenes y la bancarota serán universales.

Este odio se magnificará pro los efectos de las crisis económicas, que dejarán de negociar en las bolsas y paralizarán la industria. Estas crisis económicas universales por las que lanzaremos a la calle multitudes de trabajadores simultáneamente en todos los países de Europa. Estas multitudes se apresurarán a derramar la sangre de aquellos que han envidiado desde sus cunas. En la sencillez de su ignorancia, podrán entonces saquearlos,

¿Recuerdan la revolución francesa? fue totalmente obra de nuestras manos.

Habrá un periodo de transición

Para poner a la opinión pública en nuestras manos, debemos llevarlos hasta el desconcierto dándoles muchas versiones contradictorias.

Para que el pueblo se acostumbre a la obediencia es necesario dar lecciones de humildad. Y, por lo tanto, reducir la producción de artículos de lujo. Restableceremos la pequeña producción maestra. Lo que significa poner una mina bajo el capital privado de las manufacturas.

En el caos resultante, las personas no se entenderán entre sí. Desalentará cualquier tipo de iniciativa personal que pueda perjudicar nuestros asuntos. No hay nada más peligroso que la iniciativa personal. Si tiene genio detrás, tal iniciativa puede hacernos más daño que millones de personas entre las que hemos sembrado la discordia.  

Debemos dirigir de tal manera la educación de  las comunidades goyin que cuando se requiera iniciativa pueda generar impotencia. Desgastaremos tanto a los nobles que nos ofrecerán un poder internacional que nos permitirá gradualmente y sin violencia todas las fuerzas estatales del mundo y formar un supergobierno.

En lugar de los gobernantes de hoy estableceremos una administración de supergobierno. Sus manos se extenderá en todas direcciones y será de dimensiones tan colosales que no podrá dejar de someter a todas las naciones del mundo.

Llegará el momento del reconocimiento de nuestro déspota que, cuando los pueblos totalmente preocupados por la incompetencia de sus gobernantes, gritarán llévatelos y danos un sólo rey sobre toda la tierra que nos dé la paz y la tranquilidad, que aniquile la causa de tanto desorden.

Entonces, la turba nos exaltará y llevará en sus manos un triunfo unánime de esperanzas y expectativas. La votación que hemos convertido en el instrumento que nos colocará en el trono del mundo habrá cumplido su propósito. Y desempeñará su papel por última vez.

El nuevo reino será espeluznante

Intensificaremos la centralización del gobierno para tener en nuestras manos todas las fuerzas de la comunidad. Regularemos todas las acciones de la vida política de nuestros súbditos con nuevas leyes.

Estas leyes retirarán una a una todas las libertades de los nobles. Nuestro reino se distinguirá por un despotismo de tan magníficas dimensiones que podremos acabar con todo goyin que se nos oponga de palabra o de hecho.

La palabra libertad saca las comunidades de hombres para luchar contra toda clase de fuerza y autoridad, incluso contra Dios y todas las leyes de la naturaleza. Por eso, cuando lleguemos a nuestro reino, tendremos que  borrar la palabra libertad del léxico de la vida, ya que implica un principio de fuerza bruta que convierte las turbas en bestias sedientas de sangre. La libertad es el derecho a hacer todo lo que la ley permite. Toda la libertad estará en nuestras manos.

En nuestros programas, un tercio de nuestros súbditos mantendrá al resto bajo observación por un sentido del deber. Sobre el principio del servicio al Estado. NO será una verguenza ser espía o informante, sino un mérito.

Cuando por fin lleguemos a nuestro reino, con la ayuda de los golpes del estado, preparados en todas partes, haremos nuestra la tarea de ver que los complots ya no existirán. Con este propósito, mataremos sin piedad a  los que tomen las armas para oponerse a la llegada de nuestro reino.

Toda nueva institución de cualquier sociedad secreta será castigada con la muerte. Los que ahora existen nos sirven, y nos han servido, pero los disolveremos, y los enviaremos al exilio, a continentes lejanos de Europa. Así procederemos con los masones goyin, que saben demasiado. Los que no sobren serán mantenidos en constante temor al exilio.

Europa será centro de nuestro gobierno. Nuestra autoridad será gloriosa, porque será todopoderosa. Nuestra autoridad será la corona del orden, y en ella estará incluida toda la felicidad del orden.

Nosotros, los legisladores, ejecutaremos el juicio y la sentencia. Mataremos y perdonaremos. Gobernamos por la fuerza de la voluntad y las armas. Las resoluciones de nuestro gobierno serán inapelables. Los jueces decidirán como nosotros dictemos.

«En nuestras manos, son ambiciones ilimitadas codicia ardiente, venganza despiadada, odio y malicia«

En nuestro gobierno abierto, todas nuestras leyes serán breves, claras, estables. Sin ningún tipo de interpretación. Para que cualquiera esté en condiciones de entenderlas perfectamente. La característica principal será la sumisión a las órdenes.

Los delincuentes serán detenidos a la primera sospecha, más o menos fundada. No se puede permitir que por temor a un posible error se dé la oportunidad de escapar a las personas sospechosas de un delito. Pues en estos asuntos seremos literalmente despiadados.

Reeducaremos a las universidades en una nueva dirección. Sus funcionarios y profesores se adiestrarán con detallados programas secretos de acción. Y estarán tan complacidos como para depender completamente del gobierno.

Reemplazaremos el estudio de la historia antigua por el programa del futuro. Borraremos de la memoria de los hombres o de los hechos de los siglos anteriores lo que no nos convenga. Dejaremos sólo los que describan todos los errores del gobierno de los goyin.

Es indispensable para nosotros socavar toda fe. Arrancar de la mente de los goyin el principio mismo de Dios y Espíritu. Y reemplazarlos por cálculos aritméticos y necesidades materiales.

Cuando lleguemos a nuestro reino, será indeseable para nosotros que exista otra religión que no sea la nuestra, del único Dios al que nuestro destino está ligado como elegidos. Por lo tanto, debemos eliminar todas las demás formas de creencia. Nuestra predicación de la religión de Moisés ha sometido a todos los pueblos del mundo a nosotros. Nuestros filósofos discutirán todos los defectos de las diversas creencias de los goyin. Pero, nadie pondrá nunca en discusión nuestra fe desde su punto de vista.

La libertad de prensa, el derecho de asociación, la libertad de conciencia, el principio del voto, deben desaparecer para siempre de la memoria del hombre. Y sufrir una alteración radical al día siguiente de la promulgación de la nueva constitución. Desde el primer momento de su promulgación, mientras los pueblos del mundo todavía están aturdidos por el hecho consumado de la revolución, reconozcan de una vez por todas que somos tan fuertes. Tan superabundamente llenos de poder, que en ningún caso les tendremos en cuenta. Y que lejos de prestar atención a sus opiniones o deseos, estamos dispuestos y somos capaces de aplastar con una fuerza irresistible toda expresión de toda manifestación en todo momento y en todo lugar.

«Hemos agarrado de una vez todo lo que queríamos y en ningún caso dividiremos nuestro poder con ellos»

Entonces, con miedo y terror, cerrarán los ojos y se contentarán con esperar lo que será el fin de todo. Hemos llevado a los pueblos de un desencanto a otro para que, al final, se vuelvan también de nosotros a favor de ese rey despótico de la sangre de Sión, que estamos preparando para el mundo.

El nuevo rey, el elegido

Este elegido de Dios es señalado desde arriba para demoler las fuerzas insensatas movidas por el instinto y no por la razón; por la briosidad y no por la humanidad. Estas fuerzas ahora triunfan en manifestaciones de robo y todo tipo de violencia, bajo la máscara de los principios de la libertad y derechos.

Han derrocado todas las formas de orden social para erigir sobre las ruinas el trono del rey de los judíos. Pero, su papel se cumplirá en el momento en que entre en su reino. Entonces, será necesario barrerlos de su camino.

Cuando el rey de Israel ponga sobre su cabeza sagrada la corona que le ofrece Europa se convertirá en el patriarca del mundo. Este rey será el verdadero papa del universo, el patriarca de la iglesia internacional.

Los protocolos de Sión retratan el mundo como es hoy. Bueno, casi. El rey de los reyes jazario no está en el trono de Jerusalén todavía. La población mundial no ha rogado al cabal que saque el orden del caos aún.

Pero, …….. ¿estamos lejos de este objetivo final?

Síguenos hasta el quinto capítulo y lo descubrirás.

https://loveotv.com/watch/la-caida-del-cabal-secuela-parte-1-al-5_nhwyPpUpkVO45dU.html#

Universo Gesara agradece una vez más su esfuerzo a todas las personas que han hecho posible este documental, principalmente a Janet Ossebaard, Cyntha Koeter y al traductor, Alvaro, de los canales: «El oráculo de Zamna», «Nada tiene sentido» y «Zamna Noticias». Gracias.

La mejor versión de Robert Martínez

La mejor versión de Robert Martínez

La batalla del mal contra el Bien. ¿Cómo hemos llegado hasta aquí?

(Extracto de la entrevista a Robert Martínez en el Canal Ana Akun)

Si algo ha desvelado 2020 es la existencia de una organización que permitió que el mundo cambiara y llevara al sistema dictatorial en el que estamos ya completamente inmersos. Este es un plan gestado a lo largo de muchos siglos y con muchas aristas.

Los actores implicados

Los actores del lado del mal que han ido creando este entramado (Matrix, ilusión) y que ha culminado con estas acciones agresivas y totalitarias del último año, no son de origen plenamente humano. Esta organización, tan inteligente y tan a largo plazo, se ha gestado, necesariamente, desde reinos energéticos. Hay una estructura por encima de lo humano que ha diseñado y preparado muy bien el terreno.

El plan está fraguado muy a largo plazo. Lo que es incompatible con los dirigentes y actores humanos ejecutores. La gente que conocemos a nivel humano (gobiernos, élites empresariales, banqueras, corporaciones…) trabaja a muy corto plazo y por ambiciones personales contrarias a una organización que funcione de manera orgánica de forma tan eficaz.

Esta conclusión confirma que los políticos y demás dirigentes son marionetas y las políticas que ejecutan  siempre responden a las mismas agendas, independientemente de las supuestas ideologías, independiente de los gobiernos, y  en detrimento de la libertad, la prosperidad económica y la propia humanidad. Las crisis azotan a todos los países por igual. Los supuestos gobiernos libertarios y los movimientos revolucionarios nunca cambian los problemas troncales, las injusticias, el código penal, el código legislativo-administrativo sancionador y punitivo. No hay partido que trabaje para el pueblo o el ser humano. Ni uno solo propone cambios estructurales para beneficio del ser humano. Ninguno ha propuesto una auténtica revolución educativa.

Es más, Trump sigue vivo porque, en realidad, no se ha opuesto realmente al sistema, a pesar de sus amenazas. Sin embargo, el presidente de Tanzania, que abiertamente dijo que las pcr y la pandemia son un fraude, está muerto. Como JF Kennedy. A los activistas antivacunas los matan física o socialmente. Y a todos los que están contra el sistema. Este riesgo, para los que ostentan cargos públicos, se multiplica. Trump viró definitivamente tras la muerte de su hermano.

Entonces, ¿Quién manda sobre estas organizaciones y políticos? Estructuras supranacionales aparentemente oficiales: Bilderberg, Trilateral, ONU, Unesco, Davos, OTAn….. cuya capacidad de influir en los políticos y gobiernos nacionales es inmensa. Se supone desde la teoría sociopolítica doctrinal que los países y sus gobiernos son soberanos. Pero, la realidad es lo contrario. En la práctica, los políticos son títeres, los tratados internacionales se aplican a discreción y, al final, estamos en manos de gente que ni siquiera da la cara. Detrás de estas organizaciones supuestamente oficiales hay otras, secretas, o discretas, como se autodenominan, que son las que realmente mandan. Dos de las principales son:

  • Los “Sabios de Sión” (la mafia sionista. Elite judía). Los protocolos ya explican cómo funcionan.
  • La Orden militar jesuita (servicio secreto criminal vinculado al Vaticano). Sus protocolos, organización y funcionamiento están en La monita secreta.

Entrambas manejan el mundo a través de subórdenes secretas, como los rosacruces, masones y demás, por las que pasan obligadamente todos los políticos antes de escalar social, política, económica, culturalmente, etc.  

En la masonería hay 33 grados públicos para los de abajo. Sin embargo, el número de grados total es de 360, la circunferencia completa. Por eso, su símbolo es la escuadra y el compás. Son los que están por encima del 33 los que dan el visto bueno a los de abajo, quienes ascienden superando pruebas, haciendo méritos dentro de la organización. Por ejemplo, demostrar un grado de psicopatía o de inteligencia social muy alto, sometimiento psicológico, docilidad.

Un ser humano de buen corazón  nunca podrá ascender en estas organizaciones. Freixedó fue expulsado y vilipendiado de la Orden jesuita por sus críticas. Entre otros.

Salvador Freixedó afirmó en su libro, «La granja humana«, que todas estas organizaciones secretas estaban dirigidas por entidades no humanas que tratan a la humanidad como un rebaño del que extraen su energía, entre otros recursos.

Entre estas entidades, según Freixedó, están los reptilianos (Anunakis-dracos), que ya  aparecen en las tablillas sumerias. También son los que David Icke identifica con los controladores del mundo actual. Ambos se suman a la teoría de que Enki y Enlil fueron padres del experimento genético del ser humano. Según la misma, el ser humano original era prístino, virginal, con la chispa divina intacta, lúcido y conectado a la verticalidad,  y vivía feliz en el Edén terrestre. A través de sucesivas manipulaciones se fue sumiendo al ser humano en esta oscuridad.

¿Cómo sucedió esto? Hay muchas versiones alternativas .

Una teoría muy interesante es la Nueva cronología de Anatoly Fomenko y sus colaboradores. El investigador ruso sugiere que toda la historia ha sido falseada. De hecho, siempre se ha dicho que la historia la escriben los ganadores. Y, así lo comprobamos todos los días, sobre todo durante el último año. La discrepancia entre versión oficial y lo que los humanos de a pie (racionales, críticos, cuestionadores, despiertos…) hemos vivido y conocemos es total.

Según la etimología de la palabra, la historia es un cuento.

Según Fomenko, hay más de mil años inventados en la historia oficial. Es decir, la cronología del antiguo Egipto empezaría en el año 1100 aproximadamente. Lo que conocemos como historia antigua es una invención de los jesuitas, que reescribieron todo el cuento histórico que conocemos para sus fines de control en torno al 1600-1700.

Podemos hacer una equivalencia entre el fraude de las pcr y de las pruebas de datación histórica del carbono 14. Ambos sirven para manipular los hechos, los datos y el relato que se ofrece desde la oficialidad. Nada que ver con la realidad.

Fomenko afirma que, además,  se han fabricado todo tipo de pruebas para justificar o documentar la historia falsa oficial y  que los monumentos históricos han sido reconstruidos o construidos hace apenas 400 años, incluidas las pirámides. Incluso se han inventado las biografías de las casas reales, de los zares rusos y otras élites siguiendo un algoritmo que permite reconocer que la mayoría son idénticas. Esto indica que una gran parte de la historia que conocemos es inventada. Si no toda.

Se nos ha vendido que la historia es lineal y progresiva. Cuando, en realidad, tal vez, el único progreso es tecnológico.  

Se nos ha vendido que, gracias a la medicina moderna, la calidad y la esperanza de vida ha evolucionado.

Pero, ¿quién nos dice que hace cien, doscientos o quinientos  años la gente no vivía mejor y más? La farmafia y la falsa ciencia que financia esa mafia.

De hecho, en la actualidad, muchas tribus viven muy bien y son muy longevas aunque viven  alejados totalmente de todo lo que es tecnología y ciencia moderna (venenos). POr ejemplo, los Amis, en EEUU, no padecen muchas de las enfermedades que sí sufre el resto del mundo. Mantienen un modo de vida tribal, natural. NO ingieren venenos modernos. Igual que las tribus chamánicas de Sudamérica, Africa, Oceanía, etc. Siguen un paradigma de tipo espiritual.

Factores del paradigma espiritual

Robert considera que los factores para tener una vida de gran calidad son:

  • La Conexión a los ciclos naturales. La naturaleza aporta recursos suficientes, provee.
  • La Conexión a la espiritualidad.  

Por eso el objetivo de las élites siempre ha sido apagar el espíritu, nuestra conexión con la Tierra, con lo místico. Toda la narrativa histórica oficial es lineal, evolutiva. Todo lo bueno del pasado, esa conexión con la tierra, ese espíritu místico y mítico, queda relegado por obsoleto e inservible. El progreso se entiende como desconexión de lo natural para llevarnos a la ciencia técnica, que nos uniforma, pero a través de máquinas, no por vía natural-original.

POr ejemplo, la falsa carrera espacial es una búsqueda de respuestas fuera de la Tierra que crea la ilusión de que hay un espacio exterior que hay que explorar. Ante la magnitud de ese espacio exterior, se crea la sensación de la minusvalía del ser humano. Algo tan pequeño en la inmensidad infinita del Universo es insignificante.

Curiosamente, si nos fijamos en los niños, observamos que crean su realidad. Al contrario que las personas mayores, ya domesticadas, sienten que tienen poder sobre su mundo. Pero, los controladores lo llaman pensamiento mágico, ilusorio, para denigrar y empezar a adoctrinar desde muy temprano. Desde la escuela te dan las respuestas a las grandes preguntas, aunque no sean coherentes, para que poco a poco dejes de planteártelas y sigas su esquema. Se desincentiva para pensar e investigar por ti mismo. Tienes que seguir siempre los canales oficiales.

Más tarde, en la universidad o en el mundo académico, se da otra paradoja. Reconocen que hay muchas cosas por descubrir, pero no te permiten investigar, ni siquiera te dicen cuáles son. Hay cosas que no se saben o que no tienen respuesta coherente, pero no te permiten investigar sobre ello.

Es lo que ocurre ahora con la crisis sanitaria. Todas las medidas son para la gente sana. NO para sanar a la gente enferma. No hay investigación ni se permiten tratamientos alternativos a la vacuna.

Apropiándose de tu poder

La élite todo el tiempo intenta que tú creas que no tienes poder. El poder está en sus manos. Disponen de todo tipo de medios coercitivos para ejercerlo. Pero, si hacen bien su trabajo de adiestramiento desde la escuela y a través de los medios de manipulación, no necesita aplicar la coerción. Eso está ocurriendo con la vacunita y las pcr.

Efectivamente, el poder económico, social, político y militar (los cuatro jinetes del Apocalipsis) lo tienen ellos. Lo que no tienen es poder espiritual, ese es nuestro. Y eso es lo que nos han escondido. Porque si lo descubrimos sería su fin. Se cae su Matrix. Por eso quieren destruirlo definitivamente.

¿Cómo funciona su Matrix de poder y control sobre la Humanidad?

Partiendo de la distinción entre parte física, energética y espiritual del ser humano, afirma que los dracos operan desde el plano energético, la cuarta dimensión. Desde ese plano, tienen capacidad  de manejar y controlar  a los seres humanos a través de las familias de poder, sus testaferros en la Tierra.

¿Cómo los manejan? A través de la Cábala oscura que recibió Moisés, un algoritmo para manipular a la especie humana. Ahí está todo el truco. Las familias de la élite son las que llevan la hoja de ruta que diseñan desde la cuarta dimensión. Como se les da mayor esperanza de vida, pueden hacer proyectos a muy largo plazo, a cien o doscientos años vista.

Pero, si tienen ya todo el poder y el dinero, y el control, ¿qué más quieren?

Nuestra energía emocional, sobre todo, que es la moneda de cambio principal del mundo astral o mundo de cuarta dimensión.

Los chamanes hablan de arcontes o gobernadores que tenemos todos instalados de base desde el nacimiento (mente parásita-microchip energético implantado por los reptiles). Esa mente es la que nos ancla a la realidad 3D, al mundo material, al miedo que paraliza. Estos parásitos te anclan  a una observación de la realidad según la cual lo que está fuera de ti es fuerte y lo de dentro es débil.

Por eso es tan importante trabajar nuestro ámbito energético, para liberarnos de ese ancla. Y conectar con la espiritualidad lo más limpios posible. ¿Cómo? Decretando:

«EXPULSO TODA ENTIDAD QUE ESTÉ ANCLADA EN MÍ, EN CUALQUIERA DE MIS CUERPOS ENERGÉTICOS«

Los niños nuevos: cristal, índigos, etc. ya no traen mente parásita. Por están frenando la natalidad.  Esos niños cambiarán el mundo.

No obstante, nuestro poder espiritual es tan fuerte, que podemos conectarnos y romper ese anclaje y esa distorsión en muchos momentos de nuestra vida. Si tú vives en conexión con tu alma, vibrarás alto. Esa vibración desalojará de tí cualquier implante y el influjo de  esas entidades. Es la Ley de la atracción. La Coherencia, el equilibrio cuerpo, mente, alma lleva a la conexión con tu espíritu, con tu esencia divina.

Habrá obstáculos. Por supuesto. Para eso están los oscuros. Para interponerse en tu misión de vida. Pero, cuanto más los ignores, aceptando, sorteando, sonriendo y siguiente tu camino, más rápidamente se diluyen los implantes, y cada vez serán menos y menos densos.

Confianza plena es la clave

El poder de los oscuros es, simplemente, ilusionismo. Manipulan nuestros pensamientos y cuerpo aprovechando nuestras grietas energéticas. Pero, no pueden acceder a tu espíritu. De ahí que conectarse con el espíritu es el blindaje. Cuando tú conectas, tu cuerpo energético vibra a tal intensidad que se sacude todas las entidades que en algún momento hayan podido agarrarte o que estén intentando hacerlo.

Haz lo que te gusta, lo que te apasiona. Vibra. Disfruta. Deja que el corazón-instinto te guíe.

Por el contrario, ¿Qué es la Educación en Matriz? Sufrimiento. Obligatoriedad. Adiestramiento en la obediencia y el miedo. Infelicidad que te hace improductivo espiritualmente. El sistema educativo se autoerige en autoridad, como los medios, como el Estado, como las academias, universidades,…

¿Cuándo le diste tu poder? ¿cuándo delegaste? ¿Cuándo has autorizado consciente y voluntariamente a tu gobierno para que se quede con la mitad de lo que obtienes de tu trabajo?

Es muy fácil detectar la disidencia controlada. Sólo tienes que preguntarte: ¿va realmente contra los cimientos del estado? ¿va a favor del individuo realmente?  ¿va a favor de tu espiritualidad?

El trabajo que la élite ha hecho contra la espiritualidad procede del origen del ser humano. Y ha sido incansable. Por tierra, mar y aire. Porque es la única forma de desempoderar al ser humano.

Desde el paradigma económico, científico, educativo y político el ser humano no puede competir con la élite ni sus apoderados. Siempre pierde. Porque las cartas están trucadas. El juego es siempre el mismo. La prosperidad en este sistema pasa por la obediencia, por la sumisión. En realidad, no se trata de prosperar si no de medrar. No es un sistema justo. No se recompensa la meritocracia, la excelencia. Ese juego es de ratas, miserable más que mediocre.  NO es de espíritus elevados. Desconoce la honestidad y la auténtica sabiduría.  

Tú no puedes competir en la batalla mediática contra alguien que tiene todo comprado, contra la propaganda controlada desde arriba. Y así en todos los campos: política, universidad, economía, religión.

En este sistema 3d se ha normalizado desde el principio un clima mafioso, donde no puedes hacer una vida verdaderamente libre. NO se te permite. A través del mundo académico, se nos mete con embudo desde pequeños una presunción de credibilidad respecto al sistema, de confianza plena, ciega, una presión social que nadie sabe o entiende de donde viene, pero que, finalmente, resulta muy difícil cuestionar.

El estado, ni ninguna corporación del sistema, tiene contemplada su disolución. NO hay mecanismo legal para disolver el Estado. Con lo cual, el estado está implícitamente legitimado por la fuerza. La existencia del estado no se discute. Podemos cambiar gobiernos, leyes, votar o no votar, pero el Estado es inamovible. Tiene que haber una mafia que nos dirija. Los seres humanos no pueden ser libres y vivir fuera del sistema, sin control de esa mafia. Eso no está permitido. NO se puede. La idea de establecer un gobierno único es para facilitar ese control total.

Todo esto ya estaba establecido en La carta de Constantinopla, Los protocolos de los Sabios de Sión, La Monita Secreta, el Manifiesto de Satanás, la Carta de Pyke y, más recientemente, en Armas secretas para guerras tranquilas, a modo de profecías autocumplidas. Todos ellos y muchos otros son textos donde explican cómo se lleva a cabo su ingeniería social, como se genera el conflicto, el debate, la creación de bandos contrarios aparentemente, de frentes, de trincheras para que se cree una ilusión de realidad, de progreso, evolución, prosperidad….

En la práctica, nunca se progresa a través del debate, ni siquiera del conflicto o  la guerra. Unas ideas y los individuos que las representan se imponen y encumbran, a través del discurso académico corporativista; y otras, las que no interesan al sistema, se desechan, se ocultan, se entierran para siempre.

Así se crea esa ilusión de  gradualidad que tiene como objetivo final deslegitimar al ser humano antiguo, a las tradiciones míticas que estaban conectadas con el espíritu y con la naturaleza.

El mensaje es: ahora somos más listos que antes.

Pero, de repente, y sin que nadie dé una explicación mínimamente lógica, nos enfrentan a paradojas como que, con todo lo que hemos evolucionado y lo superlistos que somos, llega un virus y paraliza todo el mundo. La supermedicina moderna es incapaz de ofrecer una solución …..

Escucha la entrevista completa en el siguiente enlace:

Conozca a Robert Martínez, merece la pena: el astrólogo más lúcido y sensato de la Nueva Era de Acuario

https://www.cosmograma.com/astrologos/robert-martinez

Autores mencionados en la entrevista:

Anatoly T. Fomenko y

http://chronologia.org/sp/

El plan que nunca culminarán

El plan que nunca culminarán

El plan que nunca culminarán se urdió hace largo tiempo. 

 

El plan es mucho más antiguo. Estas fechas y estos nombres que aparecen en la difusa imagen de portada sirven sólo para dar pistas. Son avisos. Son alertas. Prestad atención:

¿Recordáis «Los protocolos de los Sabios de Sión»? : https://universogesara.com/?s=Los+protocolos+de+los+sabios+de+si%C3%B3n

¿Recordáis «La Carta de Constantinopla?»: https://universogesara.com/?s=La+Carta+de+Constantinopla+

 

Aprovecho para animaros a releer/escuchar la saga «La Caída del Cabal»,  de Janet Ossebaard:

https://pateitv.com/watch/la-caida-del-cabal-secuela-parte-1-al-5_nhwyPpUpkVO45dU.html?link1=watch&id=la-caida-del-cabal-secuela-parte-1-al-5_nhwyPpUpkVO45dU.html# 

 

 

Sólo para la Humanidad consciente y libre

Sólo para la Humanidad consciente y libre

El «coronatimo» se adjetiva 19. Pero, se descubre y hace furor en 20. Hoy, que ya es 21, recordamos con sostenida perplejidad aquella tragicomedia, plena de incoherencias, que empezamos a padecer hace ahora justo un año.

El «coronatimo» era, y es, como una gripe, pero más grave, asesina. Una amenaza mortal, pero no debes temer, aunque haya miles de muertos. Aunque, en realidad, no han sido tantos. Lo estamos manejando muy bien, decían los gobiernos del mundo entero. Pero, no hay que salir de casa. Pero, los trabajadores si pueden salir de casa, según en qué país y zona del planeta, aunque sean limítrofes; según en qué franja horaria y, por supuesto, nunca de noche. No puedes estar a menos de metro y medio de distancia de tus congéneres. Mejor, incluso, no relacionarte. Sobre todo, si son tus padres o tus hijos. Tampoco puedes salir a hacer deporte, ni a caminar o a tomar el sol, aunque vayas sólo por el parque o el campo, sin llevar bozal. Si tienes perro, puedes sacarlo a pasear al aire libre y a tomar el sol cuantas veces quieras. Libre de máscara, claro. Él si puede respirar. Los médicos también pueden salir y acercarse a los enfermos para curarlos, porque son héroes, pero no vayas a los centros de salud ni a hospitales, porque son muy peligrosos. Y, además, llevan un año abarrotados de pacientes, según la versión oficial y mediática. Aunque, realmente, están vacíos, como puedes observar en los miles de vídeos que circulan por las redes y que rápidamente son censurados por los verificadores de noticias. Es decir, por los nuevos censores de la postverdad, financiados a través de nuestros impuestos para que nos garanticen información manipulada a tope. Todo por nuestra salud y nuestra propia vida, que corre el mayor de los peligros en la historia de la humanidad. ¿Qué sería de los miserables humanos si no fuera por sus políticos, periodistas, médicos, científicos y demás sicarios de la verdad oficial?

Este virus que viene y va, como el carnaval que ya no celebramos, se contagia rápidamente, como por arte de magia. Aunque no siempre. Sale de la chistera en la China y salta a Europa, América o Japón, como por encargo. Pero, la mayoría de la población mundial no lo ha pillado, aunque parezca lo contrario. Sólo miles de abuelitos desahuciados en residencias a los que no permitieron ingresar en hospitales porque todos estaban, supuestamente, superpoblados y a los que aplicaron protocolos de pasaporte rápido a mejor vida. O murieron de pena, soledad, miedo y abandono. No lo decimos nosotros. Lo han dicho trabajadores y personal sanitario de esas residencias, y de todo el mundo, que no soportaban la voz de su conciencia.

MIentras los hospitales permanecían, supuestamente, masificados, el esfuerzo de las plantillas de enfermería por distraernos y hacernos más llevadero nuestro encierro grabando y divulgando coreografías esperpénticas era muy de agradecer. Aliviaba comprobar que, a pesar de las » avalanchas de enfermos en las Ucis, las habitaciones y en los pasillos, esperando a ser atendidos por falta de recursos humanos y materiales, aún arrancaban de sus agotadoras jornadas laborales minutos, horas, incluso semanas, para diseñar el baile, ensayar, coordinar y grabar aquellos conseguidos musicales. La mayoría parecían profesionales del espectáculo más que de la sanidad.

Ahora, por fin, entiendo los aplausos automáticos desde los balcones. También la algarabía de sirenas y lucecitas del personal de protección civil, ambulancias, policías, bomberos y demás personas de servicios esenciales que, aunque no dormían por la crisis sanitaria y social, todas las tardes a las 8, hacían un alto en su intensa tarea para recorrer las calles de todo el mundo y alegrarnos con sus discotecas ambulantes.

¡Qué tardes aquellas en las que éramos tan felices de 8 a 9, a pesar de la «supuesta» expansión de la muerte por todos los rincones de la Tierra a causa de un bichito asesino cuya llegada inesperada había sido anunciada cinco años antes por Bil Gates, el más rico de los informáticos del mundo¡. ¡Qué clarividencia la suya! ¡Qué poder adivinatorio! ¿O será consecuencia de su experiencia creando virus y antivirus de ordenador?

Un bichito que no es tal, según los médicos que no han dejado de contarlo en redes, aunque continuamente eran y son  censurados, porque la democracia del siglo XXI respeta todos los derechos humanos, pero nadie puede salirse de la versión oficial de los hechos. Nadie puede salir de su casa, salvo excepciones arbitarias. Nadie puede negarse a someterse a un protocolo médico inhumano. Y nadie puede acompañar a su madre, a su hijo o a su pareja en el hospital porque se ha convertido en persona non grata en esos edificios que se han convertido en cárceles donde dan boleto urgente al otro barrio.

Recuerdo, no diré con añoranza, los aplausos de los «balconazis», que se ponían de los nervios al ver a los escasos librepensadores que paseaban por calles y plazas o intentan respirar aire puro sin bozal.  No obstante, las fumigaciones aéreas con biocidas por la UME fueron autorizadas oficialmente por el buen gobierno de España desde el 17 de abril 2020. Y aún siguen surcando nuestros cielos. Fieles a su cita diaria.

Sigamos con las reflexiones sólo para inteligencias superiores.

¿Recuerdan cuando no estaba permitido ir por la calle o en el coche con tu pareja, hijos o demás personas de tu entorno familiar? ¡Qué orden más tierna!

Por aquel entonces, las mascarillas no servían para controlar al bicho. Pero, si estabas contagiado si. Pero, también podía ser peor usarlas, por eso no se recomendaba su uso. Aunque tenías que desnudarte y lavar toda tu ropa y calzado a 60 grados cada vez que volvías a casa de la calle. Y desinfectar todo con lejía. Y lavarte miles de veces al día las manos. Y desinfectarlas con gel por todo. Y, aún así, utilizar guantes. NO obstante, en aquellos primeros meses, las mascarillas brillaban por su ausencia en el mercado. Por, tanto, no nos obligaban a llevarlas. Así generaron la necesidad y prepararon el terreno para que cuando nuestro buen gobierno hizo acopio millonario de ellas, a través de compras millonarias y nada transparentes ¡A China¡ el personal aterrorizado corría en avalancha a comprarla y a usarlas dobles y triples, incluso durante el sueño. Desde ayer, 18 de marzo de 2021, el gobierno obliga a llevarlas siempre y en todo lugar.

Siempre se hizo todo por nuestro bien. Como todo lo que hacen y deshacen nuestros gobiernos. Como todo lo que dicen y desdicen. Incluidas las excepciones a la excepción de la excepción. De tal manera que primero fue aconsejable y, poco después, fue obligatoria, incluso, para las personas sanas. Así enfermarán por hipoxia y por reinhalar sus propias bacterias y desechos aeróbicos.  Las personas enfermas, discapacitadas y menores de 6 años estaban excepcionadas de llevarlas obligatoriamente.  También todo aquel ser vivo que pueda caminar siempre y en todo momento a dos metros de distancia de otro ser vivo o humano. Pero, esa excepción, en la práctica duró poco. En julio, todos los españolitos paseaban junto al mar con sus orificios nasales y bucales bien tapados. Se contrataron, incluso, vigilantes de la playa para obligar al personal renuente o disidente.

Es importante que la ciudadanía comprenda que no se pueden celebrar entierros ni reuniones masivas. NO puedes acompañar y despedirte de tu padre, madre, esposo, hijo enfermo, moribundo o fallecido. Salvo que seas un gran líder político, religioso o ciudadano vasco, catalán y …. y poco más. La nacionalidad histórica es un grado siempre. Ningún virus puede hacer mella en el rh de los seres superiores.  En ese caso, no hay límites, restricciones, leyes, policías, ni borregomatrix gritando: ¡Insolidario¡ ¡retrasado¡ ¡egoísta¡ ¡descerebrado¡ ¡facha¡ ¡nazi¡ y todas esas lindezas que nos hemos lanzado los buenos y sensatos humanos entre nosotros durante este último año. Mientras, nuestros buenos gobiernos, políticos, periodistas y futbolistas de élite seguían con sus vidas maravillosas de siempre y más opulentas cada día.

Estamos jodidos, porque los científicos, de repente, no saben nada. No saben de dónde vino, por qué y, lo más grave, no tienen idea de cómo resolverlo. Pero saben cómo te contagias, y eso parece que lo resuelve todo. Pero, no es así. Las cifras de contagios se disparan cada vez que sacas a escena la pcr y todas las alertas se ponen en rojo. Por tanto, la única esperanza de la humanidad es la vacuna, que cuando aparezca ya no servirá porque el virus habrá mutado varias veces. Pero, tranquilo,  pronto tendremos más. Saldrán como churros gracias a la ciencia, o a la farmafia, o a Bill Gates y el Estado Profundo. Hasta el Papa intervino ante su jefe para salvar a la Humanidad de esta debacle definitiva gracias a la vacuna. Para ese momento, el pánico se había extendido por todas las células de miles de millones de mortales y la necesidad de esa cura milagrosa era prioridad mundial. Tú mismo matarías por conseguirla, aunque nadie te asegure que te cure de nada. Todo lo contrario. Aunque las consecuencias estén siendo aún más alarmantes que las del supuesto bicho. No importa. Eso no lo dice la tv. Por tanto, no existe.

En abril de 2020 nos decían machaconamente a diario: Hay que parar el contagio, aunque, hagamos lo que hagamos, el 80 por ciento nos contagiaremos al final. Pero, no hay que dejar que crezca la curva. Pero, igual el virus ya  vivía con nosotros hace meses, o años, y la mayoría lo hemos pasado asintomáticos. ¿Asintomáticos? Apareció una nueva palabra en el vocabulario de la Postverdad covidiana. Los que ya lo han pasado son inmunes. Pero, no todos, porque algunos vuelven a dar positivo. Y en China había rebrotes constantes.  Aunque no está claro si esta vez afecta  a niños. Y EEUU tiene 80.000 muertos porque no hicieron cuarentena, aunque nadie los haya visto y sus hospitales están vacíos. Y Trump recomienda sol, vitamina C e hidroxicloroquina. Pero, no bebas lejía, porque mata. Más bien quédate en casa y sigue consumiendo tv. Deja que tu negocio se vaya al garete. Salvarás la vida. O no. Pero, habrás sido solidario con los ancianos a quienes, mejor, los dejamos morir hacinados en residencias o solos en sus casas, porque son población de riesgo. Para qué ocupar camas vacías en hospitales si es mejor ayudarlos a partir.  Así quedan disponibles para las siguientes generaciones. Mejor un viejo muerto que un joven traumatizado, o vacunado. ¡Negocio seguro para las farmacéuticas¡, habría gritado la ex ministra de Justicia y actual fiscal general del Estado, mientras compartía copa con el mafioso mayor del reino de esto que antes llamaban España.

Te decían a todas horas del día y por todos los medios universales: No hay que salir de casa. Pero, si puedes si eres servicio esencial; para comprar comida, medicina, alcohol y tabaco  y, lo más importante, para pasear al perro. Tus niños están mejor sentados todo el día delante del ordenador y la tv. De nuevo, ¡éxito asegurado¡ gritaría la Lola. Pero, si no salgo de casa no trabajo. Y si no trabajo no tengo dinero para comprar. NO importa. El gobierno te dará dinero, aunque no a todo el mundo ni de manera inminente. Siempre hubo grupos preferidos y preferentes. Los artistas del cine, por ejemplo. Los grandes medios de comunicación. Los obreros afectados por los eres de las empresas que sostienen lo que queda de país pueden esperar . Aún era precipitado que ellos, los políticos, se rebajaran el sueldo que les pagamos por servirnos. Nunca ocurrió. Repartieron miseria y mucha, mucha propaganda. Los autónomos siguen quejándose de que aportan más que reciben. Pero, no te quejes, porque todo lo hacen por tu bien. Te cuidan y protegen. No protestes. Este no es el momento. Más vale estar vivo que comer. O ser libre. LO mejor es que mueras de una maldita vez. Pero, quédate en casa, porque es peligroso.

NO vayas al hospital, porque están colapsados, aunque se ha suspendido todo para evitar colapsos y parece que el único colapso, salvo en tres o cuatro hospitales de Madrid, el infierno, es de aburrimiento. Mejor quédate en casa, aunque si tienes síntomas debes ir, pero llama antes para que recomienden que no vayas porque la mayoría lo pasa sin problemas. Cuídate, cuídame. Total, para qué vas a ir al hospital. Allí sólo puedes pillar algo malo. Y te vas a morir en cualquier caso.

NO visites a los parientes mayores, porque los puedes contagiar. Pero, colabora en hacerle la compra y los recados a los vecinos mayores porque, pobrecitos, están solos. 

El suministro está garantizado. Aunque el campo no tiene suficientes trabajadores para recoger las cosechas de alimento. Cuídate, cuida de los tuyos. Y déjanos que te protejamos. Pero, entréganos todos tus derechos. ¿Para qué los quieres metido en casa? Total, ya te echaron del trabajo. Espera paciente que te pague el Estado. Tal vez, algún día el chino del fraude de las mascarillas devuelva el dinero y podemos pagarte.

Más bien utiliza mascarilla permanentemente. Aunque sea perjudicial. Pero, no se sabe. Aunque más vale prevenir y comprar millones y millones de mascarillas a China que, finalmente, son defectuosas y tienen que devolverse. Pero, no importa, la compra está hecha y el dinero público embolsado en las cuentas de algunos listos. Que el dinero público no es de nadie hasta que llega a algunos socios listos.

Pero, España y todos los países podían fabricar mascarillas y todo tipo de material sanitario necesario en tiempo récord y criterios higiénicos. Sin embargo, hay gobiernos que se empeñan en comprarlas a China para mantener la esclavitud infantil. Mientras, los sanitarios dicen utilizar bolsas de basura como escudo ante el peligroso enemigo invisible.

Y no escribo sobre lo que dice la sexmafia y similares corporaciones mediáticas de desinformación y manipulación porque no las veo, escucho o miro. Recomendación médica que sigo al pie de la letra desde que descubrí que el más periodismo consiste en mentir, mentir y mentir. Mercenarios al servicio del poder corrupto global.

Y luego estaba el misterio de Suecia, las Coreas, Africa, Ecuador y las Américas del Sur y Centro, donde en aquellos primeros meses de «plandemia», no había tal; mientras en Europa y Norteamérica proliferaban las cifras trucadas, infladas, inventadas. Desaparecieron las enfermedades que en los últimos 20 años han matado realmente a la gente de manera exponencial. Las contradicciones del Dios Ciencia y los diocesillos científicos. Confía en tu médico. Pero, sólo si obedece a la farmafia. Nada de medicina natural, alternativa, sabia, tradicional. Yuyu.

¿Tendrá algo de cierto esta afirmación de Ignacio Para?

Después vinieron los test positivos de la papaya y la cabra. El presidente de Tanzania, que resultó más listo que todos los grandes presidentes del mundo civilizado, parece ser que ya ha obtenido billete de regreso a la casa celestial. Seguro que no ha tenido nada que ver con su resistencia a la plandemia.

Días más tarde, salió a la palestra el presidente de Ghana leyendo el documento de la Fundación Rockefeller que explica el plan. Pero resulta que no es cierto. Bueno, no se sabe. Pero, el documento parece que es real. En cualquier caso, el plan estaba representado en The Economist, series, películas, conferencias, el evento 201 y hasta escrito en las piedras de Georgia. ¿Y qué me dices de las profecías, los protocolos de los sabios de Sión y el plan Kalergi? Pero si Soros y Gates llevan toda su vida anunciando que, por nuestro bien, lo mejor que nos pueden hacer es reducir la población mundial al 10 por ciento. O, sea, matarnos con virus, vacunas, debacles financieras, guerras, revoluciones de colores, atentados terroristas, incendios provocados, terremotos, inundaciones y todo tipo de cataclismos no naturales …..

Decidan, el abanico es amplio. Han diseñado un extenso menú para salir de este plano terrícola. Mejor, rapidito, ¡que el tiempo apremia¡

Un año de ¡QUÉDATE EN CASA! y sólo ofrecen como alternativa provisional al «coronatimo» el pinchazo y la máscara permanente; control y esclavitud indefinida.

PD: Por suerte, podríamos decir, aunque es incorrecto apelar a la suerte cuando ya sabemos que se trata de causalidad, la Humanidad consciente y libre cuenta con el agüita amarilla de Kalcker y los millones de plantas medicinales que Pamiés y tantos otros maestros ascendidos han mantenido y recuperado de la sabiduría ancestral, a pesar de todo. Contamos, igualmente, con infinidad de hombres y mujeres de ciencia, leyes, letras, filosofía, corazón y clarividencia espiritual que están llevando luz a todos los rincones del planeta en esta encrucijada definitiva.

Finalmente, a modo de resumen visual, pasen y vean la película desde otro prisma:

La «plandemia», según Sean Lukas

La «plandemia», según Sean Lukas


El miedo y la desinformación matan mucho más que cualquier virus, natural o artificial. ¿Por qué será que nadie recuerda la reunión entre Sánchez y Soros? ¿Por qué son secretos los objetivos de esa reunión? ¿Por qué hemos donado dinero público a la Fundación Bill & Melinda Gates? ¿Por qué no se cuestiona ni critica el irracional confinamiento y miedo a un “virus” que el 85% de la gente pasa como una gripe o asintomáticamente y cuya tasa de mortalidad es ridícula en comparación con otros virus? ¿Por qué es la primera vez en la Historia que se imponen un confinamiento y mascarillas en personas sanas? ¿Por qué apenas se han realizado autopsias? ¿Por qué los estudios científicos existentes no cumplen los postulados de Koch/Rivers? ¿Por qué la gente sigue confiando en la OMS y en la industria farmacéutica (financiadas por Bill Gates), cuando sus únicos intereses son económicos y no sanitarios?

Los países con menor número de muertos por millón de habitantes tienen una cosa en común: NO han impuesto confinamiento indiscriminado, sino cuarentena o aislamiento de enfermos, desarrollando anticuerpos e inmunidad natural colectiva al ‘virus’ y a posibles recaídas futuras.

Resulta más que evidente que se trata de un plan de control global.

Resulta más que evidente que se trata de un plan de control global. Los Gobiernos se limitan a cumplir órdenes, al igual que las fuerzas de seguridad, los médicos y los científicos. Son cómplices desde la ignorancia; no cuestionan las órdenes que reciben y ejecutan. No conocen los motivos ni lo que sucede realmente, se limitan a obedecer ciegamente. Lo que estamos viviendo a nivel mundial procede de un nivel muy superior a la Política y está siendo orquestado desde la sombra por las élites. Estamos ante la imposición del Nuevo Orden Mundial o “Nueva Normalidad”; una dictadura perfecta, basada en la esclavización global de la Humanidad bajo el control de las corporaciones de las élites.

Si no hacemos nada para evitarlo, a partir de ahora se tomarán las siguientes medidas, cumpliendo así paulatinamente todos los objetivos de la Agenda 2030 de la ONU:

· Tests masivos; control y manipulación de las cifras (rebrotes)

· Vacunas ARN-m, mascarillas y controles sanitarios regulares (certificados) obligatorios

· Chips, móviles, “Smart technology” y apps; proyecto ID 2020

· Cámaras de reconocimiento facial, geolocalización y expansión global de la red 5G; desarrollo de IA para el control absoluto

· Prohibición del dinero físico y control fiscal total

· Prohibición de vivir en la naturaleza, con la excusa de “proteger el medio ambiente”

· Censura, arrestos y/o ejecuciones de toda la disidencia

· Expropiación masiva, “por el bien común y el desarrollo sostenible”

· Destrucción de la cadena de suministros; miseria, hambre y muerte generalizadas

Estos son los planes de la ONU, y nuestros gobernantes, “para un mundo mejor”. Por suerte, no todos los países del mundo se han vendido a las élites y muchos están empezando a despertar, reclamando la Libertad que se nos está arrebatando…

ONU = OMS = Gates+Soros = Agenda2030+ID2020 = Nuevo Orden Mundial

La Vida no es Vida sin Libertad

https://www.cambridge.org/core/journals/disaster-medicine-and-public-health-preparedness/article/public-health-lessons-learned-from-biases-in-coronavirus-mortality-overestimation/7ACD87D8FD2237285EB667BB28DCC6E9

Sean Lukas. Hace 2 meses. Comentario al vídeo publicado en el canal El Disidente:

Para completar este aporte informativo y de opinión algo retrasado (los hechos acontecieron en noviembre 2020), enlazamos uno de los últimos vídeos de Inmaculada Fernández, emitido en su nuevo canal «Soldados Digitales«.

Universo Gesara recomienda muy mucho seguir éste y todos los canales de InmaQ, donde encontrarás noticias siempre frescas, emanadas de las fuentes más cercanas al manantial; reflexiones y discernimiento de alto nivel.

https://www.youtube.com/watch?v=c_UXtVaJl1k&ab_channel=SOLDADOSDIGITALESINMAQ

El Testamento Bilderberg les va a recordar a otros muchos documentos que ya se han referenciado en Universo Gesara, tales como Los Protocolos de los Sabios de Sión, la Carta de Constantinopla, la Monita Secreta, las Piedras de Giorgia; los principios creadores del Club de Roma, la TRilateral, la ONU, la OMS y demás entes de este calibre incluidos, entre otras entradas, en los documentales de la Caída del Cabal I y II. Se trata de propaganda de los «malotes» (Lorena Martín dixit) para intentar extender su reino de oscuridad, ira, conflicto, miedo, sufrimiento y muerte hasta de su exterminio final inevitable. Es la propaganda que están obligados a exponer ante nuestros ojos y oídos para no despertar la furia de la Fuente-Origen ante tamaña violación de la Ley Natural del Libre Albedrío Cósmico.

Pero ……… quienes visitan Universo Gesara ya saben que el plan de los «malvados» está condenado a fracasar desde el diseño del programa. Hemos sido peones, caballos, alfiles, torres, reyes y reinas sobre el tablero de juego en el que se les ha permitido, en ejercicio de su libertad de acción, cometer todo tipo de tropelías, desmanes y atentados. Al igual que se ha dejado actuar al Bien en todas sus expresiones dimensionales.

Pero …… la partida terminó. Y, como no podía ser de otra manera, la LUZ dió jaque mate a las tinieblas.

¿Acaso el Padre-Madre Creador de este juego infinito llamado existencia podría permitir que su héroe-protagonista quedara finiquitado de la faz de la Tierra tal y como él lo concibió?

TODOS SOMOS UNO, eso es lo que tenemos que aprender. Y hallaremos la respuesta.

Feliz primer fin de semana de febrero 2021.

error: El contenido está protegido.