Seleccionar página
Evidencias de la historia oculta de la Humanidad (I)

Evidencias de la historia oculta de la Humanidad (I)

¿Es posible que la historia de la Humanidad y el origen del hombre no sea como nos contaron en la escuela? ¿Qué se oculta bajo nuestro verdadero origen? Los descubrimientos anómalos y fuera de lugar (Ooparts) reportados por decenas de arqueólogos, como Cremo y Thompson, en sus libros «La historia Prohibida de la Humanidad» y en «Arqueología Prohibida«, incluyen evidencia convincente de que los humanos anatómicamente modernos pueden haber estado presentes en la Tierra no sólo por 100.000 años o menos (visión ortodoxa darwinista), sino por millones de años, y que los objetos metálicos de diseño avanzado pueden haber estado en uso en períodos preshistóricos.

Petra. Jordania

Hay censados unos 4.000 objetos que no deberían existir, que contradicen cuanto se ha dicho y escrito sobre la Historia de la Humanidad, y que tiran por tierra los dogmas científicos e históricos. Sin embargo, están ahí, se han guardado y no se ha hecho sobre ellos el menor comentario entre los científicos. Algunos han sido incluso destruidos, para ocultar su existencia. Otros están expuestos en museos, donde están clasificados como «objetos de culto», tratando de hacerlos pasar desapercibidos en su verdadera significación y naturaleza.

Estos objetos nos están indicando claramente que LAS COSAS (la Historia), NO SON COMO PARECEN, o como nos las han contado y que en el pasado ocurrieron determinados sucesos que se nos ocultan o se manipulan…» ¿Está siendo suprimida la verdadera historia del planeta tierra? Solamente puede suponerse que hay alguna historia de la cual no quieren que la gente sepa. En otras palabras, nos están mintiendo acerca de la historia real del planeta Tierra.

Petroglifo hindú

También podemos deducir que, al igual que hicieron cuando quemaron la biblioteca en Alejandría, mantener al público en la oscuridad ha llegado a ser una característica de los actuales gobernantes mundiales. Casi podría presumirse que hay información que, de llegar a conocerse, causaría una pérdida de control y poder para manipular la realidad.

Esta introducción corresponde al documental que se enlaza a continuación y que se publicó en junio 2020 en el canal NUEVA ERA. LA DIVULGACIÓN, a cuyos promotores felicitamos desde esta página por su buen hacer y agradecemos que nos permitan divulgar. El documento videográfico recoge en varios capítulos tales hallazgos, ocultados durante siglos por quienes siempre han controlado la narrativa de la historia humana. ¿Por qué tanto interés en esconder nuestro origen?

Sobre la Federación Galáctica de la Luz

Sobre la Federación Galáctica de la Luz

La Federación Galáctica, (también conocida como Federación Galáctica de la Luz , la Confederación de planetas o la Federación Galáctica de los Mundos), es una cooperación de civilizaciones en la galaxia de la Vía Láctea. Esta Federación integra a miles de miembros y fue fundada millones de años atrás, después de una serie de guerras en la constelación de Lyra. Está dirigida por una jerarquía al frente de la cual está el gran concejo, que integra a concejos más pequeños a distintos niveles, según su evolución espiritual. A este grupo pertenecen los Pleyadianos y los Sirianos. Aproximadamente, el 40% de los miembros de la Federación Galáctica son humanos, asistidos por otras especies y seres de luz, todos con un mayor desarrollo. Algunos, como los pleyadianos y los sirianos, comparten información genética.

Cada galaxia habitada en el universo cuenta con una federación rectora, la nuestra es una de las más antiguas. Los supervivientes de la guerra de Lyra pactaron una tregua para tratar de resolver los conflictos galácticos de una manera pacífica. Para ello dispone de una enorme flotilla de naves espaciales que intervienen ante cualquier amenaza de conflicto. La tecnología intradimensional que ellos usan es de un nivel inimaginable para la mayoría de los terrícolas. Controlan la energía a través de la desmaterialización, la invisibilidad o la creación de pequeñas orbes de energía que pueden ser soltadas con cierta intención (por ejemplo, para crear diseños en las cosechas).

Sus naves, a veces tan grandes como un planeta, son de material viviente y totalmente autosuficientes. Constituyen mundos en sí mismos, con bosques, campos y ríos. La flota está formada por naves de las naciones participantes y de muchas flotillas que operan individualmente. Algunas de estas flotas son dirigidas por comandantes que se han hecho de renombre en la Tierra por sus canalizaciones (como Ashtar y Hatonn). Estos contactos comenzaron hace unos 50 años.

En estos momentos, una parte considerable de la Federación Galáctica está presente en la Tierra para procurar que estos días tumultuosos lleguen a una feliz conclusión. A pesar de que todo el universo asciende, la Ascensión de la tierra es una historia diferente, algo más complicada, y de la que está pendiente todo el Multiverso. Los millones de naves que ahora sobrevuelan alrededor de la tierra están, en grandes rasgos, divididas en tres capas. La primera capa son las naves más grandes. Éstas no son unidades estáticas sino que son diferentes tipos de naves que están llegando y yéndose continuamente, usando el hiperespacio y las «puertas estelares» (como el sol) para viajar a sus planetas o a otros lugares del universo.

Ley Universal de No Intervención

Para poder respetar en la mayor medida posible la Ley Universal de No Intervención, la Federación Galáctica ha mantenido al mínimo el contacto con los humanos, hasta ahora. Aquellos que mantienen un contacto directo con extraterrestres, como Billy Meier de Suiza, Carlos Díaz de Mexico y Howard Menger de los Estados Unidos, muy a menudo comparten un vínculo genético con cierta civilización galáctica. Viven la vida en el planeta para que así las experiencias puedan ser compartidas más tarde por todos. Como usualmente sucede en dimensiones más altas en donde otros literalmente pueden conectarse con tu energía de alguna experiencia en específico y revivirla.

Amistades entre alienígenas amistosos y terrícolas surgen sólo en algunas excepciones, aún cuando ésta no fue planeada originalmente. En general ellos se quedan en «segundo plano» lo más posible. No obstante, la Federación Galáctica es la garantía de que el proceso de Ascensión proceda como fue planeado, y que las acciones de los illuminati (quienes han intentado todo para interrumpir este proceso) no sean muy efectivas. La miembros de la Federación mantienen el nivel de oxígeno en nuestro aire justo en el punto, previenen ataques y guerras nucleares, limpian la radioactividad, eliminan la contaminación y estelas químicas al igual que las enfermedades y minimizan los efectos de los desastres naturales (creados por el hombre o no).

Tan pronto los gobiernos de los países en la Tierra ejerzan la transparencia, todo esto cambiará (casi la mayoría saben de la existencia de los extraterrestres). De acuerdo con las canalizaciones (que hasta ahora es la forma en la que los miembros de la Federación Galáctica se comunican con nosotros) ellos se mostrarán en público más y más, y su tecnología (que es muy superior a la nuestra) nos irá siendo parcialmente disponible.

«Normalmente, los etes se abstienen de mantener contacto directo habitual e interferir ya que es esencial para permitir que civilizaciones en desarrollo encuentren su propio camino de entendimiento y experiencia. Sería incorrecto si, por ayudar, alteran el curso de su evolución. La intervención sólo se produce cuando los «Señores de la Creación», los planeadores de los ciclos cósmicos, dan autorización.

SaLuSa, canalizado por Mike Quinsey, 22 de Diciembre del 2010

Fuente informativa: http://thegreaterpicture.com/es/index.php

La séptima Raza-Raíz

La séptima Raza-Raíz

El término «Raza-Raíz» fue utilizado por primera vez a finales del siglo XIX por Helena Petrovna Blavatsky, en su libro «La Doctrina Secreta«. Con esta designación simboliza cada etapa de la evolución humana sobre la Tierra. Hay siete Razas principales, o «Raíces», cuya existencia en cada planeta se prolonga durante millones de años. Cada Raza-Raíz se divide, a su vez, en siete sub-razas. Cada siete razas-raíces (49 sub-razas) conforman un ciclo cósmico. La Séptima Raza Raíz será la última, la Liliputiense, y será la edificadora de la nueva edad dorada de la Humanidad en la Tierra.

Todo planeta tiene siete razas y sietes sub-razas. Nuestro Planeta ya dio cinco razas, faltan dos para completar el ciclo cósmico. Después de las siete razas y, ya transformada la Tierra por numerosos cataclismos, se convertirá a través de millones de años, en una nueva Luna. Toda la vida vino de la Luna. Cuando la gran vida abandonó la Luna, se convirtió en desierto. En la Luna también existieron siete razas con sus correspondientes siete sub-razas cada una.

La séptima raza-raíz será la edificadora de la nueva edad dorada de la Humanidad en la Tierra, por ser la portadora del más elevado grado de perfección activa, expresada con mayor plenitud que sus razas antecesoras. Es una raza potente de servidores diligentes que podrán sanar todo cuanto les permita su divinidad. Será una raza de seres libres en total unión con Dios Creador. Será la última de este Ciclo cósmico y, en consecuencia, resultado de las seis anteriores. Para el Hombre va a suponer el regreso a su auténtico hogar: el Eden, su paraíso original.

La 1ª Raza-raíz: Inicial o Polar

Era Arcaica. Situada en tierras del Polo Norte, aunque como el eje de rotación de la Tierra era perpendicular al actual, ocupaba algún punto de la actual línea del Ecuador. Los miembros de aquella raza inicial no tenían forma física densa. Eran etéreos, de cuerpos ovoides simples, asexuales e inmortales.


La 2ª Raza-raíz: Semi-vital o Hiperbórea

Era Primaria. Continente Hiperbórea, situado en la actual Asia del Norte. Se extendía desde Groenlandia hasta Rusia. Clima tropical. Se reproducía al desprenderse parte de su materia etérica (brotación), un proceso muy común en los vegetales. Del tronco brotan las ramas. Adquieren tacto y oído. Degeneró en monos, los antepasados de los monos actuales. Los Hiperbóreos fueron gobernados por Quetzalcoaltl y, finalmente, arrasados por fuertes huracanes.


La 3ª Raza-raíz: Instintiva o Lemur

Era Secundaria. Vivian en Lemuria, también conocida como Mu. Se extendía desde Sudamérica hasta parte de Australia, ocupando todo el Océano Índico y Pacífico. Duró unos cinco millones de años. Era la época de los dinosaurios. Se reprodujeron al principio por brotación, pero desde el final de la cuarta sub-raza, la reproducción era por gemación: el huevo ya no se desprendía directamente del cuerpo, sino que era incubado en el vientre, al igual que las aves. La vista y el esqueleto aparecen en la tercera sub-raza.

La quinta sub-raza de la tercera raza-raíz fue una era de transición o degeneración, según algunos autores: la del hombre pájaro. En la sexta y séptima subraza la reproducción comenzó a ser como la actual y la separación de los sexos total. La Mujer y las Flores aparecen en el planeta al mismo tiempo. Aparece el karma y el razonamiento rudo. Llegaban a los cuatro metros de altura y tenían un sólo ojo. Ese ojo se fue hundiendo en el cerebro para convertirse en lo que hoy día conocemos como la glándula pineal.

El génesis bíblico corresponde a esta tercera Raza Raíz. Bajaron los Dyanis, Maestros Instructores. La segunda hueste de Dyanis fueron los Nagas, y constituyeron la Hermandad Blanca. En la séptima sub-raza fueron enviados Maestros al Himalaya, ellos originaron la Raza Aria, los líderes espirituales del mundo, y actual raza predominante. Perecieron arrasados por el sol de lluvia de fuego (volcanes y huracanes). Estuvo gobernada por el Dios azteca Tialoc.

La 4ª Raza raiz: pasional o atlante

Era Terciaria. Esta raza mejora la mente y aparece en ella el deseo-voluntad y la libertad. Algunos llegaron hasta los ocho metros de altura. El lenguaje pasó de los monosilábicos a sonidos más complejos y cercanos a los actuales. Estuvo gobernada por el Dios Azteca Atonatiuh. Las siete sub-razas fueron:

1ª RMOAHAL. Vivieron hace cuatro a cinco millones de años en la actual Costa de Marfil. Descendientes de los lemurianos, con los que lucharon por conquistar sus tierras del sur. También viajaron hacia el Norte de Europa, pero el frío les hizo regresar. Medían entre tres y cuatro metros de altura.
2ª TLAVATLIS. Comenzó al oeste de la Atlántida. Fundaron una colonia en el actual Acapulco. Se expandieron por América del Norte, llegando hasta Alaska y Groenlandia. Eran fuertes montañeros, pero no tan altos.
3ª TOLTECAS. Originarios del centro del actual EE.UU. De unos dos y medio metros de altura. Llegados a su apogeo, reinaron desde el Sur de México hasta Perú. Ya en degeneración fueron vencidos por los Aztecas que vinieron del Norte.
4ª TURANIA. Sur de la Atlántida. Excelentes colonizadores. Se expandieron hacia el Este. Muy poderosos. Color amarillo.
5ª SEMITA. Islas Británicas. Independientes de los Reyes del Sur, que atacaban frecuentemente. Blancos. Sus peores enemigos fueron la siguiente sub-raza.
6ª ACADIOS. Posterior a las grandes catástrofes, hace unos 800.000 años. Blancos Originarios del centro del Mediterráneo. Buenos marineros y comerciantes. Su climax fué hace unos 100.000 años en Iberia.
7ª MONGOLES. Noroeste de Siberia. Amarillos. Se aislaron en su zona. Descendían de la cuarta subraza Turania. En el 9564 a. C. el Diluvio Universal y las glaciaciones destruyeron la isla Poseidón y con ella desaparecen los dinosaurios y más de la mitad de los seres humanos. Hubo un posible giro del eje de la Tierra.

El alemán Otto H. Muck presenta en su libro «El Mundo antes del Diluvio» la teoría del hundimiento Atlante a causa de la precipitación de un pequeño planetoide orbitando entre Marte y Júpiter. Otra teoría dice, para explicar la anterior, que la precipitación fue causada por un abuso de la energía cósmica que captaban mediante la red de pirámides que rodeaba el planeta en el ecuador. Dicho abuso causó el desequilibrio de la órbita de gravitación del planetoide.

El hundimiento de la Atlántida provocó la emersión de Norteamérica ampliando así el continente y el Mar del Sáhara, formando el actual desierto. Las Islas Británicas se separaron de Noruega por hundimiento. Se levantó el Mar de Gobi para formar el actual desierto y se forma por hundimiento el Mar Caspio. Fueron las eras Paleolítica y Neolítica. Sólo se salvaron los Arios del Himalaya y en los Andes los Incas y Toltecas, germen de las siguiente raza raíz.

El hundimiento de la Atlántida provocó la emersión de Norteamérica ampliando así el continente que será cuna de la séptima raza raíz

La 5ª Raza raiz: aria o mental

Durante la Era Cuaternaria o Pleistocénica se gesta la raza Aria, descendiente de los gigantes antediluvianos y que llega hasta nuestros días. Somos nosotros. Según dice el Libro de los Libros, el Chilam Balam, la palabra sagrada del pueblo Maya, esta quinta raza-raíz terminará con un gran cataclismo. Está perfectamente descrita en el Ahau Katun, que es el décimo tercer Katún de los Mayas. La semilla de nuestra raza aria es nórdica, pero, al mezclarse con los supervivientes atlantes, dio origen a la primera subraza del tronco ario.

Tras el hundimiento Atlante, los supervivientes empezaron de cero, pero con más capacidades mentales y un rápido desarrollo. La mejorada capacidad mental fue aprovechada por la Logia Blanca para formar las escuelas de Misterios. Fue cerca del Himalaya, en la meseta de Pamir. De aquí y de la India partió el idioma Sánscrito, de la primera sub-raza Aria. Eran de cuatro a cinco metros de altura y de tonos de piel variados. Ya en la raza anterior se enseñó que el trigo sólo crece en manos del hombre. El Mazdeísmo es atribuído al profeta Zoroastro (9000 años a.C) quien dice que los astros son Dioses, y que vivió al inicio de la quinta raza mental. Su influencia viene de los grandes Maestros del Tibet. Sus libros llamados Avesta son escritos en un idioma emanado del Sánscrito. Tiene la misma Trinidad que el Hinduísmo; Brahma Creador, Visnú Conservador y Shiva Destructor.

La 2ª sub-raza se desarrolla en Caldea, Palestina, Persia, Grecia y en Fenicia (Fenicio = hombre rojo). La 3ª y 4ª sub-razas son los celtas. Disminuyen en altura casi hasta la actual. Los Aztecas y Toltecas vivieron aislados pero más desarrollados. Tras la desaparición de los Dhyan-Choanes aparecen Maestros aisladamente. En la India, la Logia Blanca funda el Brahmanismo y el Hinduismo. La mitología griega fue adoptada por los romanos cambiando para ello los nombres.

Los semitas (Judíos) parecen provenir de Caldea. Hicieron Historia por ciclos de 600 años:
1800 a. C. cenit de Abraham, patriarca y origen de la sub-raza semita.
1200 a. C. resurge la idolatría. Época de los jueces Sansón y Gedeón.
600 a. C. Nabucodonosor, Rey de Babilonia y Nínive, destruye el antiguo templo de Salomón.
0 Nace JesuCristo.
600 d. C. nace el Gautama Buda de la India, el Mahoma del Islam y el Confucio de China. El
emperador Focas nombra al Papa Bonifacio III Obispo Universal, con lo que aumenta enormemente
el poder de la Iglesia.
1200 d. C. Cruzadas, auge Templario e Inquisición.
1800 d. C. Revolución Francesa, Independencia de EE.UU. y de varios paises Sudamericanos.
2400 d. C. Apocalipsis y comienzo de la 6ª Raza-Raíz.

Todos los asentamientos bárbaros Euroasiáticos (Godos, Suevos, Vándalos, Hunos, Alanos y Longobardos) fueron colonias Atlantes, base de las actuales naciones Europeas. Pero hay otras hipótesis distintas y discordantes sobre nuestra quinta raza raíz.

Hipótesis varias sobre la 5ª Raza Raíz

La hipótesis de Annie Besant y C.W. Leadbeater está recogida en su obra «El hombre, de Donde y Cómo Vino, ¿Adonde Va?«. Según ambos autores, un asentamiento Atlante del sur de Palestina fue el escogido por el Manú, hace
unos 60.000 años, para trasladarse hasta el Mar de Gobi (hoy desierto). Su fin era ser la base de la 5ª raza aria. Tardaron cinco años en llegar en caravanas. Se les ordenó edificar en la Isla Blanca, en el centro del mar. A dicha ciudad se le llamó Shamballa.

Tras un largo peregrinar por el desierto, el Manú ordenó a los atlantes supervivientes del diluvio edificar la mítica ciudad de Shamballa

Hacia el 40.000 a. C. se crea la 2ª sub-raza: la árabe. La tercera corresponde a los celtas, surgida hace unos 22.000 años en el Caúcaso. 2.000 años después conquistaron el Asia Menor. En el 8000 a. C. (poco después del hundimiento de Atlantis) partieron a Europa. Influyeron en los progresos de los Griegos, Hititas, Fenicios y Cartagineses. Fuerte actuación en Bélgica, norte de Italia y especialmente en las Islas Británicas y Francia.

Otra hipótesis sitúa la tercera sub-raza de la quinta raza-raíz en las poderosas civilizaciones de Babilonia, Caldea y Egipto. La cuarta sub-raza se desarrollaría en Roma y Grecia. La quinta sería la subraza anglo-sajona y teutona, que tiene en su haber la primera y segunda guerra mundial con toda su barbarie y corrupción moral. La Sexta resultó de la mezcla de los conquistadores españoles con los indígenas en el territorio piel roja, a pesar del genocidio provocado por los conquistadores ingleses. Finalmente, la sexta subraza de la quinta raza raíz dio origen a un hombre crisol de razas, de elevado espíritu. Se formó en América latina, en especial en Argentina. La Séptima sub-raza estaría en formación y estaría gestada por los sobrevivientes del nuevo gran cataclismo.


La 6ª Raza Raiz: koradi o psíquica superior

Si la quinta raza raíz fue de tipo psíquico inferior (intelectual), la sexta será psíquica superior, es decir, utilizará los sentidos «extrasensoriales» que actualmente tenemos atrofiados. Parece que tendrá su cuna en América, posiblemente en México. Ya se está incubando esta raza con una oleada de niños especiales llamados «Índigo». Será la Koradi, saldrá después del cataclismo de la quinta raza y vivirá en una tierra transformada.

Como se ha indicado al inicio, la Séptima Raza Raíz será la última en el planeta. Se denominará Liliputiense, y será la edificadora de la nueva edad dorada de la Humanidad en la nueva Tierra.

Las siete rondas planetarias

Después de estas sietes razas, la Tierra se convertirá en una nueva Luna. En la primera ronda, nuestra tierra fue creada con materia del plano mental. La segunda se condensó en forma astral y, en la actual ronda, cristalizó en forma física y química. La Tierra físico-química evoluciona bajo las leyes del karma planetario. La futura quinta ronda se desarrollará en el mundo etérico. La sexta en el mundo astral y la séptima en el mundo mental. Después vendrá la gran noche Cósmica.

En la primera ronda las evoluciones fueron muy pobres, lo mismo que en la segunda y la tercera. El fuego dio muy pocos rendimientos en esos tres precedentes rondas planetarias. El resultado lo tenemos a la vista en esta cuarta ronda en que vivimos. Es espantoso el hombre luciférico de esta cuarta ronda.

El fuego planetario poco desarrollado y sobrecargado de karma planetario, por los pobres rendimientos de las rondas precedentes, ha producido en nuestro mundo físico una evolución lenta, pesada, terrible. Las otras tres rondas darán poco rendimiento debido al karma planetario. No obstante, Dios creó al Hombre perfecto que algún día llegará a Ser.

Todavía el ser humano tiene que desechar mucho que estará en los jardines zoológicos del futuro. Aquellos que sostienen que el hombre viene del mono están totalmente equivocados. Realmente, es el mono quien viene del hombre. La transformación de las especies y las evoluciones darwinistas son falsas. Realmente, todas las especies vivientes, salvo excepciones, son desechos vivientes del reino humano perfecto creado en origen.

Bendita Verdad

Bendita Verdad

El Mundo no se va a acabar ni a destruir. Se está transformando. Y, para contribuir positivamente en esa transformación, los humanos debemos iniciar la nuestra. Una transformación personal que lleva a nuestro propio despertar individual, el despertar a la Verdad. Despertar a la Verdad, en suma, consiste en recordar quiénes somos, de dónde venimos y a dónde vamos. Este despertar implica descubrir cuál es nuestra esencia y qué vinimos a hacer a la Tierra.  

Si la maldita oscuridad trabaja con la mentira, el silencio, la conspiración, la manipulación y la ignorancia, las Fuerzas de la Luz vinimos a trabajar con y por la Verdad. Jesús lo dijo: “Yo os daré la Verdad. Y la Verdad os hará libres”.

La Verdad que Jesús prometió darnos es el conocimiento sagrado, es el tesoro espiritual que guarda y protege la Hermandad Blanca.  La revelación de la Verdadera Historia Planetaria a las semillas estelares se ofrece cuando el momento ha llegado, bien por transmisión individual o colectiva.

La conspiración del silencio

A lo largo de la historia de la Humanidad, ha existido un oscuro interés por silenciar todo aquello que pueda alumbrar al Ser Humano sobre nuestro rol y misión en el Universo. Existe una “mano negra”, infiltrada en las más altas esferas de dirección planetaria, que influye a líderes políticos, militares, corporaciones privadas, sociales, culturales, medios de supuesta información, etc, para mantenernos alejados del auténtico conocimiento.

“El silencio es el arma más poderosa del mal”.

Maurice Magré / Le Sang de Toulouse

Durante siglos fue el silencio. A partir del descubrimiento de los medios masivos de propaganda, la desinformación, es decir, el ruido, fue la nueva fórmula de ocultar la Verdad.

La Verdad es tan importante para el Ser humano que su enemigo ha hecho todo lo posible a lo largo de milenios para impedir que el conocimiento llegara al hombre. Así, no sólo ocultó nuestro origen cósmico y nuestra misión divina, sino que ha destruido todos los archivos y documentos que pudieran llevar al camino de la revelación.

Según Carl Sagan, en Alejandría se guardaba un libro que condensaba la verdadera historia de la Humanidad a lo largo de los últimos 100.000 años. Además, la Biblioteca insistentemente incendiada por las jerarquías de sucesivos pueblos colonizadores albergaba más de 700.000 pergaminos, reunidos de diferentes regiones y culturas. El faraón Evergeta II había ordenado que todo libro que llegase a Egipto fuera depositado en Alejandría. El Bien y el Mal siempre en lucha.

En el año 213 a.C., el emperador chino Shi-Hoang-Ti mandó quemar todos los libros antiguos –salvo los que guardó en su biblioteca personal- y encerrar a 460 escritores que sepultó vivos, a modo de advertencia a sus homólogos.

Un siglo antes, en el año 330 a.C., Alejandro Magno incendió la biblioteca de Persépolis, donde el fuego consumió los antiguos archivos que albergaban la antigua sabiduría persa.

El rey Nabonasar, 747 años a.C. ordenó eliminar las crónicas de la Biblioteca de Babilonia. La misma suerte, salvo excepciones muy contadas,  corrieron un sinfín de documentos antiguos hasta llegar a la época Atlántida, donde buena parte de los registros históricos fueron puestos a salvo gracias a los Estekna-Manés y la misión Rahma.

Sin embargo, hemos de lamentar la destrucción de los Libros Sibilinos de las sacerdotisas de Apolo por orden de Estilicón, en el siglo V; parte de los antiquísimos textos del Avesta que redactara Zoroastro y de los manuscritos rúnicos de la civilización Celta; los libros de la antigua Djudul- La Tebas de Oriente; los libros Cátaros; los sagrados códices de las antiguas culturas de Mesoamérica, como los Mayas; los Quipus o registros de información de la cultura Inca; los miles de tratados de “ciencias extrañas” quemados conjuntamente con sus poseedores por la Inquisición; los libros desaparecidos durante las revoluciones francesa, americanas, rusa, el tercer Reich, las guerras mundiales, los conflictos recientes en Oriente Medio. Hasta nuestros días se producen destrucciones y robos como el de los manuscritos de Qumram,

Esta conspiración del silencio se intenta mantener viva, dirigida y estimulada por un grupo poderoso que quiere mantener el control de los hilos del mundo.  Este grupo ha decidido durante siglos las guerras, las revoluciones, las crisis económicas, las hambrunas, las catástrofes naturales-artificiales, el clima, la enfermedad, las plagas y las pandemias, las vacunaciones masivas y hasta el tráfico de recursos tanto materiales como humanos del planeta.

No los nombraré. Sobre ellos y todos los grupos de poder, presión y manipulación que han dominado el mundo existen ríos de tinta y rollos interminables de papel. Miles de webs, libros y portales informativos os pueden dar cuenta de ellos.

Ahora, sólo explicaremos que algunos de los oriones deportados del Edén habrían logrado corporizarse en este proyecto planetario para poner en marcha una iniciativa tenebrosa que ha influido en el destino de los pueblos  y de los hombres durante miles de años. Esta conspiración no es patrimonio de país específico, sino de un grupo de individuos que ha sabido enquistar la semilla del mal en las más poderosas naciones, entidades y personajes.

La Hermandad Blanca

Sin embargo, la Luz ha conseguido penetrar y prevalecer sobre la oscuridad. En paralelo, un Gobierno Positivo ha trabajado desde el interior del Planeta para provocar la hemorragia de Verdad y consciencia que hoy discurre por todas las venas de la Madre Tierra y sus hijos.

La Hermandad Blanca ha concentrado su esfuerzo en procurar el despertar progresivo de la conciencia humana, aportando luz, comprensión, conocimiento, sabiduría, entendimiento, discernimiento. Así, cada vez más almas encarnadas comprenden que no estamos solos en el Universo, que formamos parte de un plan Cósmico y que nuestro futuro es construido por nuestros pensamientos y acciones, interactuando continuamente como artífices del destino planetario. El hombre no fue creado sólo para vivir una experiencia limitada, sino para existir en plenitud, para descubrir que es infinito, eterno e ilimitado y para saber que forma parte de la naturaleza divina.

Desde Universo GESARA damos la bienvenida al reino de la BENDITA VERDAD, la que nos hará libres.

Más información: https://sites.google.com/site/druida7mistico/-el-plan-cosmico

La resonancia Schumann y el nuevo amanecer galáctico

La resonancia Schumann y el nuevo amanecer galáctico

La resonancia Schumann fue descubierta y calculada matemáticamente en 1952 por el físico alemán Winfried Otto Schumann. Posteriormente, fue verificada por Nikola Tesla. Desde los años 80 hasta hoy, el latido de la Tierra ha pasado de los 7,8 a 40 Hz. Este salto ha provocado cambios planetarios, civilizatorios, climáticos. Además de efectos sobre el comportamiento y la salud humanas, también influidos por un aumento de la actividad solar. Ambos fenómenos coinciden con el fin de un ciclo cósmico y un nuevo amanecer galáctico.

El proceso de acomodación de la vibración humana a la resonancia terrestre tiene como efectos cambios en la salud, en el estado de ánimo, en la conciencia y la espiritualidad, tanto individual como colectiva. Se produce una mayor facilidad para escapar de la Matrix y para contactar con entidades de mayor nivel vibratorio, así como para acceder a la información cuántica. Aceleración temporal. Esta vibración activa evoluciones de conciencia y espiritual que nos llevarían a la siguiente dimensión. Igualmente, puede observarse una aceleración temporal.

Los efectos emocionales sobre los humanos irán desde la alegría exaltada y la excitación nerviosa a la tristeza, incluso la depresión. Serán habituales los dolores corporales, las migrañas, los mareos, zumbidos acústicos, arritmias, espasmos musculares, hormigueos en brazos y piernas, cambios en el sistema de circulación, dificultad para respirar, dormir y pensar. La activación de las cadenas de ADN que han permanecido dormidas durante siglos reactivarán habilidades humanas relacionadas con la clarividencia, la cognición, percepciones extrasensoriales, canalizaciones con seres extraterrestres.

Aumento de la actividad solar

La elevación de la resonancia planetaria transcurre paralela al aumento de la actividad sola. Debido a la alineación del Sol central de la Galaxia, se produce mayor número de explosiones solares y, en consecuencia directa, más expulsión de energía en dirección a la Tierra. Estas radiaciones solares aumentan la actividad terrestre, tanto en su núcleo como en la superficie. La ionización de la atmósfera genera tormentas, maremotos, huracanes, erupciones volcánicas, plandemias y protestas masivas.

Nuevo amanecer galáctico

Esta ascensión planetaria coincide con un nuevo amanecer galáctico, anunciado, entre otros pueblos, por los mayas. Según una nueva interpretación del calendario maya, el sábado, 20 de junio, del año 2020, a partir de las 23,45 horas, y durante todo el domingo 21, un ciclo de tiempo llegó a su final coincidiendo con el eclipse solar de las 6,15 de la mañana. A partir del eclipse anular , con la Luna Nueva en Cáncer, comenzó un Nuevo Amanecer Galáctico. 

Entre la Noche del Mando y el Día de la Semilla de la Igualdad se abrió un portal dimensional en la cuarta dimensión que nos da acceso a la quinta y superiores. Fue un día  muy importante para el anclaje permanente de la Humanidad a la rejilla cristalina de alta frecuencia del planeta Tierra.

Esta rejilla se reactivó después de estar bloqueada durante milenios por la tecnología oscura. Las frecuencias densas que mantenían la Tierra sumida en la oscuridad fueron barridas hacia otros multiuniversos en evolución.

El sistema nervioso de los seres vivos puede resultar afectado por la elevada intensidad electromagnética que llega. Es importante mantenerse enfocado en el amor y la bondad, en frecuencia meditativa, creativa, de juego.  Soltar programas mentales obsoletos y vibrar en paz, armonía y compasión.

La conexión a esta red sutil invisible de la  Tierra también se traducirá en mayor claridad mental, voluntad, autocontrol, y poder de materialización en esta nueva realidad de quinta dimensión. Si el despertar espiritual alcanza en este proceso la masa crítica suficiente, se podrá acelerar el parto de la séptima HumanidadEs la hora de ser un humano galáctico y comenzar de nuevo con la madre tierra somos seres infinitos y llenos de luz, amor y sabiduría.

La conjunción de Júpiter y Plutón el 30 junio abrió la línea de tiempo que nos condujo a la era de Acuario.  Abróchense los cinturones. Disfruten del viaje.

Más info: https://www.youtube.com/watch?v=XeJX-2ZD5_Y

error: El contenido está protegido.